jueves, 29 septiembre 2022 |

Actualizado a las

10:37

h CEST

13.3 C
Madrid

Activadores cognitivos: 15 principales actividades y ejercicios prácticos para la estimulación cognitiva

Puntuación media: 5 | Votos: 1

¿Qué son los ejercicios cognitivos? Existen muchas actividades y juegos que ayudan a las personas a aprender y desarrollar nuevas habilidades (los ejercicios para la memoria son un ejemplo), estos pueden ser útiles para la vida diaria o algunas personas simplemente las practican por placer.

Los ejercicios cognitivos incluyen actividades de rehabilitación cognitiva utilizados para tratar a pacientes o por personas sin condiciones que quieran mejorar algún área específica. En el área clínica existen ejercicios para el Alzheimer, ejercicios de estimulación cognitiva para reforzar la memoria e incluso cuadernos de ejercicios de estimulación cognitiva.

Habilidades del pensamiento creativo:
Cuáles son, características, desarrollo y ejemplos de habilidades creativas

Leer artículo

La lectura

Los activadores cognitivos son estímulos que buscan disparar y mantener las capacidades cognitivas del cerebro, además de mantenerlas la exposición constante a estos o la presentación de activadores cada vez más y más complejos da la posibilidad de mejorar las capacidades cognitivas ya existentes. Estas actividades también son utilizadas para la evaluación del estado de pacientes y para ralentizar el daño de algunas enfermedades específicas.

Esta es una de las actividades de desarrollo cognitivo para adolescentes y adultos, pero qué son exactamente las habilidades cognitivas, estas son las capacidades relacionadas al procesamiento de información en el cerebro de cada humano, además de la capacidad que se tiene de volver a utilizar esa información o transformarla en algo nuevo, entre estas se pueden encontrar la comprensión la memoria cognitiva y la atención entre muchas otras.

Ahora, con una mejor idea de qué son las capacidades cognitivas y para qué sirven los activadores cognitivos, la primera actividad recomendada para esto es posiblemente una de las más básicas, la lectura no solo beneficia al cerebro de varias formas sino que también es la ventana a muchos otros beneficios y a muchas de las otras actividades presentadas en esta lista, la lectura puede ser beneficiosa sin necesidad de leer textos educativos o académicos, las personas pueden aprender y estimularse perfectamente con libros de fantasía, ficción o novelas cortas.

La escritura

Uno de los ejercicios prácticos de estimulación cognitiva es la escritura, manteniendo la temática el siguiente paso lógico luego de estimular la lectura es la escritura, esta es una habilidad importante razón por la cual se enseña junto con la lectura a una temprana edad, además de tener un enorme repertorio de usos prácticos al igual que la actividad anterior, es un medio de expresión ideal para el análisis.

Aprender a escribir es el primer paso, pero practicar esta actividad es lo que habilita el desarrollo y perfección y mientras más herramientas se tengan para escribir mejor será el potencial para la expresión, de esta forma se evita el problema de “no tener palabras” para describir algo.

Además de estimular a la mente la escritura tiene oro abanico de beneficios, para ejemplificar uno de ellos a veces en terapia psicológica se recomienda al paciente que empiece a llevar un diario específico sobre algún tema o sobre sus días en general, esto le permite dar un paso atrás y ver el contenido de sus pensamientos desde otra perspectiva, o también puede ayudarle a recordar cosas a las que no suele otorgarle importancia.

Juegos para niños

Los activadores cognitivos son importantes durante toda la vida, pero son especialmente relevantes durante la infancia porque esta es la mejor época del desarrollo humano para aprender nuevas habilidades y conceptos, esto se debe a la plasticidad cerebral. Sin embargo, la infancia no es solo la mejor etapa para aprender sino que también es una etapa ideal para entrenar y fortalecer algunas habilidades cognitivas.

Por lo general los activadores cognitivos para los niños vienen presentados como juegos a modo de ejercicios cognitivos fáciles, pues es la mejor forma de motivar a un niño a aprender, entre algunos de los juegos (activadores) más populares está encontrar lo pares (ejercicios de estimulación de memoria) encontrar las diferencias entre 2 dibujos (para trabajar la concentración y la atención), juegos de psicomotricidad y razonamiento espacial como encajar figuras geométricas etcétera.

Aprender actividades de estimulación cognitiva

En los 3 apartados pasados se mencionó brevemente la importancia de aprender en primer lugar para poder practicar con los activadores cognitivos, pues el aprendizaje en sí puede ser un activador, porque aprender una nueva habilidad es altamente estimulante para el cerebro y en la mayoría de los casos se ejercita más de una sola capacidad cognitiva.

Las actividades más comunes y recomendadas para aprender suelen ser aprender nuevos instrumentos musicales y nuevos idiomas, si bien es cierto que ambas opciones son increíblemente beneficiosas en varios niveles, otras opciones como aprender nuevos movimientos (como bailes o técnicas deportivas) o aprender a conducir un nuevo tipo de vehículo también tiene sus beneficios y son válidos para entrenar la mente.

Trabalenguas

Otra actividad útil para mejorar las capacidades cognitivas son los trabalenguas, practicarlos es una excelente forma de aumentar los niveles de articulación en el discurso hablado, los trabalenguas brindan una combinación de agilidad mental al recordar y reproducir las palabras mentalmente de forma rápida y motricidad al intentar pronunciarlas en el orden correcto sin errores.

Los trabalenguas son utilizados en varias áreas con objetivos diferentes, están presentes en varios cursos de oratoria publica para cualquier persona que busque mejorar sus presentaciones frente a un público (políticos, organizacionales o sociales), también se usan en algunas terapias para mejorar el tartamudeo e incluso en las artes para algunos cantantes.

Retos diarios

Como ya se ha dicho antes los activadores cognitivos son importantes durante toda la vida y en particular (además de la infancia) durante la vejez, es bien sabido que con la edad todas las capacidades del cuerpo se ven reducidas (incluyendo las mentales). De hecho, un gran número de adultos mayores experimentan un deterioro cognitivo notable, por lo general en la memoria, la percepción o la velocidad de procesamiento, razón por la que es fundamental practicar ejercicios para el deterioro cognitivo leve.

Algunos ejercicios prácticos para estimular la memoria son juegos que sirven como activadores cognitivos, es decir juegos que estimulen la actividad cerebral y distintos tipos de razonamiento, estos juegos serán más efectivos en relación al desafío que representen para el jugador, algunos ejemplos de estos juegos son algunos que presentan “acertijos” como sudokus y crucigramas.

Atención

Actualmente varias personas relatan tener dificultades para mantenerse concentrados en alguna tarea por periodos cortos o largos de tiempo, sin sufrir de algún trastorno como TDA o TDAH, afortunadamente existe un gran número de tareas diseñadas para trabajar la atención.

Un estilo de tarea específicas consiste en tener un cuaderno de estimulación cognitiva en el cual identificar uno o más elementos agrupados junto con un gran número de otros elementos, como por ejemplo encontrar el número 8 en una cuadrícula con 50 números aleatorios, otro ejemplo más popular es el famoso juego “¿dónde está Waldo?” que consiste en encontrar a el característico personaje dentro de una multitud.

Ajedrez

La sexta actividad agrupa algunos juegos y retos que pueden practicarse diariamente, sin embargo hay muchos otros juegos más complejos que estimulan al cerebro de muchas otras maneras, un ejemplo claro de esto es el ajedrez, un juego fácil de aprender, pero difícil de dominar, con gente dedicando su vida entera a torneos competitivos, existen múltiples estrategias y jugadas que incentivan a los jugadores a anticiparse al futuro, intentar predecir los movimientos del rival y crear una estrategia para ganar, todo esto con un alto nivel de adaptabilidad pues un solo movimiento del rival puede forzar al jugador a cambiar totalmente su estrategia.

Todo lo que conlleva el ajedrez puede considerarse como una gran manera de realizar ejercicios de psicoestimulación cognitiva.

Juegos de cartas

Si bien el ajedrez es uno de los juegos más complejos y estimulantes existen muchos otros juegos con reglas y resultados más limitados que funcionan como activadores cognitivos, muchos juegos de mesa como el blackjack o el dominó (que se juega con fichas de estimulación cognitiva) ejercitan las habilidades lógicas y estadísticas, mientras que en otros casos como el póker a esto se le suma un elemento social en el que los mejores jugadores pueden desarrollar habilidades para detectar patrones sociales.

Ejercicios físicos

No debe ser sorpresa a estas alturas, en muchos otros artículos se ha hablado de la relación y la importancia entre la mente y el cuerpo, pues la mente es un resultado de la actividad cerebral así que obviamente mantener un cuerpo sano es una forma de mantener las habilidades cognitivas. Sin embargo, el ejercicio no solo ayuda a mantener la salud sino que también puede implicar un proceso de aprendizaje, aprender y luego con la practica dominar un nuevo movimiento (especialmente en calistenia) también crea conexiones neuronales nuevas y mejora el control de los distintos músculos del cuerpo.

Aplicaciones o sitios de actividades cognitivas

Esta realmente no es una actividad diferente (aunque puede serlo) sino que es una forma de hacer algunas de las actividades anteriores que puede ser de especial ayuda para algunas personas. Actualmente existen muchas aplicaciones que sirven para tener una plataforma cómoda en la cual resolver muchas de las actividades que ya se han mencionado como los crucigramas y los sudokus por ejemplo.

Esto sin embargo es una opción que debe considerarse bien antes de intentar volverla un hábito, pues no es secreto que los teléfonos y otros aparatos electrónicos pueden llegar a ser una enorme fuente de distracciones y es sencillo entrar, dedicarle 10 minutos a ejercicios mentales y luego 30 a redes sociales sin darse cuenta. Además varias aplicaciones están diseñadas para mantener al usuario dentro de ellas y al contrario de lo que se pueda pensar entrenar exageradamente la mente no es algo positivo, todo en exceso puede ser contraproducente.

Ejercicios de procesamiento

Otra área de activadores cognitivos incluye a los activadores de las habilidades de procesamiento, estos ejercicios requieren un buen nivel de atención y luego se procede a realizar una tarea como por ejemplo leer columnas de palabras y señalar cuales están mal escritas, otro ejercicio consiste en ver una imagen y luego encontrar la imagen del mismo tamaño entre una serie de imágenes similares de tamaños diferentes.

Ejercicios de razonamiento

Hasta los momentos la lógica matemática ha estado relativamente ausente de la lista, las matemáticas básicas son una habilidad bastante útil en la vida de cualquier persona, por lo cual entrenarla y desarrollarla es algo a tener en consideración sin importad la edad que se tenga.

Hay muchas formas de exponerse a activadores cognitivos de razonamiento y lógica matemática, los más comunes (y los mejores dependiendo de qué se busque trabajar) son los problemas matemáticos, estos primero obligan a la persona a “traducir” una situación a un lenguaje matemático y luego implementar sus conocimientos para hallar las respuestas, esta es la forma más precia de utilizar dichas habilidades. Otras opciones son resolver ejercicios y ecuaciones, en caso de que no se quiera interpretar y solo se busque practicar la matemática

Ejercicios de motricidad fina

La psicomotricidad es el contacto entre la mente y el cuerpo, un concepto psicológico utilizado para estudiar esa relación y proceso, algunas de las actividades y ejercicios proporcionados hasta ahora han estado relacionadas con esta habilidad como aprender un nuevo instrumento o los ejercicios físicos.

Dicho esto, hay actividades diseñadas específicamente para estimular las capacidades psicomotrices finas, entre ellas están los ejercicios de caligrafía u otras disciplinas como tejer y bordar, es decir actividades que impliquen movimientos precisos.

El arte

Finalmente la última actividad recomendada es la expresión artística en general, no importa si es poesía, música, o algún tipo de artes gráficas como la pintura y la escritura, la expresión artística combina varios tipos de habilidades cognitivas como la psicomotricidad, el análisis, la lectura y el aprendizaje de nuevas habilidades, siendo el arte un gran conjunto de actividades de rehabilitación neurocognitiva.

Además, la expresión artística es una forma de aprender sobre muchas nuevas culturas, perspectivas e inclusive sobre uno mismo. Es por la mezcla de muchas habilidades ya mencionadas y por los distintos tipos de beneficios que se deja esta actividad en el fondo de la lista.

Muchas personas buscan ejercicios prácticos de memoria o si tienen algún familiar enfermo ejercicios de memoria para mayores y si bien es cierto que estos ejercicios cognitivos pueden ayudar y ser altamente estimulantes, no son un reemplazo para el tratamiento adecuado acompañado de profesionales calificados para tratar las necesidades de un adulto mayor con una condición,

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre