sábado, 25 junio 2022 |

Actualizado a las

5:27

h CEST

16.7 C
Madrid

Principios morales: qué son, características, importancia y ejemplos de principios de la moral

5
(1)

Los principios morales son los que nos señalan que hacerle daño a un niño o a una mascota está mal; que copiar una prueba en clases o incumplir una promesa son acciones incorrectas. Claro que existen principios de la moral que pautan temas más complejos del bien y el mal como el aborto, el racismo o el homicidio, pero en general son mandamientos que nos orientan a tomar decisiones éticas y voluntarias día tras día, para el bien común y la convivencia armoniosa en sociedad.

Los principios morales  guían el juicio en cada una de nuestras acciones y comportamientos en sociedad, ayudan a las personas a llevarse bien con otros y a respetar el derecho de todos por igual. No obstante, los principios de la moral exigen un trabajo de conciencia interna y voluntad que también beneficia el sentido de identidad y la autoestima, puesto que hacerle bien a otros nos recompensa a nosotros mismo. Conozcamos detalles sobre la definición de principios morales; qué son los principios eticos y morales del ser humano y algunos ejemplos de principios éticos.

Normas morales:
Qué son, origen, características, tipos, ejemplos y diferencias entre reglas morales y jurídicas, sociales

Leer artículo

¿Qué son los principios morales?

Se tratan de ideales que por medio de actitudes y comportamientos tratamos de seguir en función de vivir en armonía y ser buenas personas, tiene mucho que ver con la orientación de acciones de bien y el mal. Son normas sociales o pautas universales que las personas siguen para asegurarse de que están haciendo lo correcto para sí mismos y para quienes le rodean.  

Entre algunos ejemplos comunes podemos mencionar la honestidad, el respeto y la amabilidad, pero para otras culturas pudiesen ser la libertad, la justicia y la igualdad. Son una herencia cultural y se transmite a través de la tradición oral, por lo que existe una amplia diversidad de principios morales, y cada persona elige cuál considerar en función de su bienestar y de su entorno.

Cada persona fabrica su propio sistema moral, lo qué es un principio ético para algunas personas, para otras no lo es; por ejemplo, algunos creen en la premisa de “ojo por ojo, diente por diente”, es decir devolver su merecido a alguien que nos ha hecho algún mal; otros en cambio defienden el perdón y la reivindicación humana por lo que acuden al consejo religioso de “poner la otra mejilla”. La asimilación de qué son los principios eticos depende en cada persona del lugar geográfico donde habita, la cultura que le fue heredada, el entorno social en el que se desenvuelve y la educación recibida.

El Diccionario Libre  define lo qué es un principio moral como los principios del bien y del mal que son aceptados por un individuo o un grupo social; y la moral es lo que usamos para guiar nuestras acciones.  Mucha gente puede obedecer los principios morales siguiendo las leyes.

Origen de los principios morales

Se cree que el inicio de los principios morales se remonta a la Antigua Grecia y la Antigua China, pues para ambas sociedades era de gran importancia el sentido claro del bien y el mal para el logro del éxito y el progreso social.

Estiman que las primeras investigaciones relacionadas a este tema fueron hechas por  filósofos griegos como Aristóteles, en su empeño por hallar el significado de la virtud. Años después  los filósofos John Locke, Jean-Jacques Rousseau e Immanuel Kant; hicieron su aporte intelectual.

La psicología por su parte, ha estudiado el concepto en el marco del desarrollo moral;  en virtud de comprender el sentido de la moralidad y la aplicación de principios éticos en diferentes contextos. El profesional Lawrence Kohlberg, por ejemplo observó el desarrollo moral en niños de diferentes culturas.

Manifestación de los principios morales

De todos los estudios sociológicos, filosóficos, psicológicos e incluso teológicos sobre los principios morales, se revela que existen múltiples formas en la que el ser humano logra adherirse a sus principios morales en el transcurso de su existencia, por ejemplo:

  • En pensamientos y sentimientos (se puede observar en los principios de honestidad o amabilidad)
  • En acciones (observable en los principios de justicia y paz)
  • En palabras (comprobable a través de la cortesía).

Características de los principios morales

Una vez en claro que los principios morales son guías prácticas para la acción social adecuada, y que a veces guarda algunas relaciones con las normas legales, las reglas de etiqueta e incluso las reglas religiosas. Sin embargo, existen ciertas distancias que la diferencian; conozcamos algunas de las características que la separan de otros estatutos formales: 

Mandamiento a voluntad

Referente al origen práctico y orientador de los principios morales, los cuales particularmente se establecen a modo imperativo; es decir No mates, No mientas y Respeta a tu prójimo. Y aunque están hechos con el fin de aconsejar e influir, no de ordenar, conservan ese rasgo de todo discurso normativo. Esta característica se utiliza para evaluar el comportamiento, reprochable o no.

Carácter universal

La aplicación de los principios morales universales debe ser equitativa, por ejemplo; si un profesor decide repetir el examen a un estudiante de segundo año, todos los que cursan el mismo grado tienen la misma oportunidad de repetir en caso de reprobar. Esta característica sigue la premisas No hagas a los demás lo que no quieres que te hagan, pero también el principio de justicia formal y del principio de coherencia, ya que toda persona tiene el deber de ser coherente con sus juicios de valor.

Anulación

Todo principio de justicia ética tiene autoridad hegemónica y  a veces sobresalen de estatutos estéticos, prudenciales y legales; por ejemplo, puede resultar oportuno mentir para cuidar mi reputación en la empresa, pero muy seguramente resulte moralmente incorrecto.

En otro extremo, cuando un mandato se vuelve inmoral, injusto e intolerable, probablemente mi deber moral sea ejercer la desobediencia civil aun cuando existe un deber moral general de obedecerle, la cual tiene un propósito originalmente moral. Se enfrenta un desafío ilegal pero moral, es de los tantos ejemplos de procesos morales.

Difusión en el tiempo

Los principios de una persona son heredados por tradición oral, pasan de generación en generación, es parte del patrimonio cultural, más concretamente de los valores. Es decir que son conocimientos públicos que se difunden de generación en generación para ser rescatados y reproducidos, ya que desempeñan un papel de guía de las acciones cotidianas en sociedad.  Los principios prescriben los comportamientos, así como las acciones que son celebradas o reprochadas por quienes nos rodean. La información sobre los principios de vida la recibimos desde que nacemos principalmente de nuestra familia, pero también es compartida en la escuela, comunidad, etc.

Simplicidad

Parte de la importancia de los principios morales es que todo sistema moral debe ser viable; sus normas deben resultar posibles o practicables para las personas y no representar una pesada obligación, pues los principios morales de una persona extremadamente idealistas pueden causar desinterés e incumplimiento. Por ejemplo, la Biblia señalaba como principio que la gente amaría a sus enemigos y oraría por aquellos que los ultrajaban, sin tomar en consideración las limitaciones humanas.

Tipos de principios morales

Basados en las teorías de absolutismo y relativismo moral, existen dos tipos de principios morales. La primera doctrina moral maneja una visión ética sobre las acciones y las categorizan entre correctas o incorrectas; en cambio el  relativismo moral considera que ninguna reglas absolutas cuando se trata de catalogar el bien  y el mal, puesto que los principios morales varían y se transforma de acuerdo a cada situación o el contexto en el que se adopta. Conozcamos más detalles sobre cuáles son los principios eticos:

Principios morales absolutos

Nacen y se soportan de verdades universales sobre la naturaleza de los seres humanos; es por ello que considera que el homicidio es incorrecto y está mal ya que está en contra del orden natural de las cosas. También son conocidos como principios morales normativos y son mayormente aceptados por la sociedad; algunos vinculados cercanamente a mandatos de carácter religioso y de gubernamental, por ejemplo: 

  • No matar; no mentir o no engañar y no robar o respetar la propiedad ajena.
  • Tratar a los demás con la misma honestidad y cortesía que nos gustaría recibir.

Principios morales relativos

Estos son menos rígidos y cambian en el tiempo y en cada persona conforme a las circunstancias, pues dichos principios morales obedecen a creencias o de lo que las personas perciben como bueno o malo de acuerdo a su propio criterio y experiencia. Es decir que si alguien señala que algo es bueno, en la mayoría de los casos realmente está diciendo que es bueno para ellos, o quizás contribuye a su bienestar, por ejemplo: 

  • Es moralmente incorrecto gastar dinero en juegos y vestidos costosos.
  • Es moralmente correcto cuidar el planeta y preservar el medio ambiente.

Principios morales básicos

Los principios morales son una guía universal y simple que nos alientan a una toma de decisión éticamente correcta y se clasifican igualmente de una manera muy sencilla, no es necesario tener amplio conocimiento sobre moralidad para mantener en nuestros escenarios del día a día el cumplimiento efectivo de estos preceptos que nos hacen mejores ciudadanos, respetuosos y considerados. Solo siguiendo las siguientes pautas generales de cuáles son los principios morales esenciales:  

Principio de no maleficencia

Señala que debemos evitar ocasionar daño innecesario a otras personas con nuestras acciones.  Acude el deber de no dañar y de proteger a los demás del daño. 

Principio de beneficencia

Ordena el deber de promover el bienestar a otras personas con nuestras acciones. El deber de actuar siempre con el interés proteger, beneficiar y ayudar a otros; pero se distingue del paternalismo.

Principio de autonomía

Indica que se debe respetar y aupar las elecciones que cada individuo toma por sí mismo y de lo que considera es lo mejor para sus intereses. Abarca el respeto a la confidencialidad y la privacidad. Se trata de permitir que las personas racionales sean autodeterminantes, excepto si se trata de:

  • Prevenir daños a otros (Principio del daño)
  • Evitar que el individuo se haga daño a sí mismo (Paternalismo Débil)
  • En caso de beneficio del individuo (Fuerte paternalismo)
  • En caso de beneficio sustancial para los demás (Principio del bienestar)

Principio de justicia

El principio de justicia distributiva acusa que toda persona que integre una sociedad tiene el mismo valor moral y deben ser tratadas justamente. Los casos similares deben recibir tratamiento similar, según los siguientes principios:

  • Principio de igualdad: Distribución equitativa de ventajas y responsabilidades.
  • Principio de necesidad: Mayor beneficio para quienes tengan mayor necesidad en función de alcanzar el equilibrio.
  • Principio de contribución: La cantidad de beneficio dependerá de la cantidad de producción.
  • Principio del esfuerzo: El beneficio de acuerdo a la medida de cada esfuerzo.

Consideramos que los principios morales son favorables tanto para la vida en sociedad como en el aspecto individual; sin embargo, algunos utilizan los principios de la moral para justificar comportamientos inadecuados y reprochables, como lastimar a una persona a favor o en venganza de otra;  robar para ayudar a los pobres. Otras veces, se salta la borda y se comete una ilegalidad en función de la moralidad, como es el caso de la desobediencia civil ante un gobierno tirano u opresor. Es parte de nuestra conciencia individual poner los límites y aprovechar estas sugerencias del comportamiento ético para hacer el bien en lugar del mal.

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre