domingo, 4 diciembre 2022 |

Actualizado a las

8:26

h CEST

2.9 C
Madrid

¿No sabes cómo ser asertivo? Conoce estos 6 consejos infalibles para ser más firme con tu conducta y decisiones

Puntuación media: 4.5 | Votos: 2

Si eres de los que termina la semana colapsado de trabajo en la oficina, por temor a decirle no al jefe, es momento de que aprendas a defender tus necesidades y deseos. Que es ser asertivo representa la capacidad de comunicar tus requerimientos sin confrontaciones, respetando tanto tus derechos como el de los demás, pero de manera clara y certera. En este articulo te explicamos seis pasos imprescindibles para poner en práctica cómo ser asertivo sin caer en la agresividad y escapando de la pasividad.

La asertividad es un estilo de comunicación directo, claro y conciso, también una habilidad interpersonal y un comportamiento para relacionarnos de manera efectiva con otras personas. Qué es ser asertivo es expresar tu punto de vista de una manera clara y directa, pero con respeto y cortesía; puede ayudarnos a minimizar los conflictos, controlar la ira, satisfacer mejor las necesidades y tener relaciones más positivas con amigos, familiares y conocidos. Teniendo en claro qué es la asertividad y su concepto, conozcamos a continuación cómo ser asertivo o cómo ser más asertivo y cómo hablar de manera asertiva.

4 consejos importantes sobre cómo controlar la impulsividad y tener más control sobre ti mismo

Leer artículo

Cree en ti mismo 

La baja autoestima puede hacernos caer en situaciones de abuso, pues la falta de seguridad puede impedir que demos a conocer a otros lo que realmente queremos o deseamos. Para comunicarnos asertivamente, atendiendo y defendiendo nuestras necesidades, es necesario que nos valoremos, nos respetemos y dejemos de preocuparnos por las opiniones y juicios de las demás personas.  

Cuando tenemos baja autoestima, tendemos además a repetir pensamientos negativos y perder el control de nuestras emociones, lo que nos conduce a comportamientos erráticos de enojo, angustia, frustración o temor. Controlar los sentimientos es fundamental para desarrollar una conducta asertiva y lograr la resolución de conflictos.

Hazlo progresivamente

Si estamos acostumbrados a complacer a otros es probable que al comienzo nos sintamos mal por negar alguna ayuda o reclamar un derecho, pero es parte del proceso. Cómo mejorar la asertividad, puedes hacerlo de manera progresiva y comenzar con pequeñas cosas y situaciones de bajo riesgo. Por ejemplo, si en un restaurante el mesero te trae una bebida equivocada, infórmale del error y repite lo que has solicitado. 

Son situaciones simples pero que acumuladas van generando ansiedad y descontento. Cuando te sientas cómodo atendiendo estos pequeños desafíos, intenta ir un poco mas allá, en situaciones que generen un mayor estrés, como por ejemplo negarse a una sobrecarga de trabajo o solicitar el dinero que prestaste hace meses a un amigo.  Según el significado de asertividad, tampoco te disculpes ni te sientas culpable por expresar una necesidad, deseo o derecho, no existen motivos para sentirte culpable o avergonzado por demandar algo justo y de manera cortes.

Ensaya tus habilidades

Es seguro que al principio te sientas un poco inseguro de cómo actuar de manera asertiva y de lo qué es asertivo, si lo prefieres puedes prepararte para posibles escenarios en los que tengas que defender tu punto de vista. Practica lo que vas a decir o escríbelo y ensaya como si se tratara de un libreto, esto te permitirá mantener el control durante una situación y evitar actuar por impulso, es una práctica útil, por ejemplo, antes de solicitar un ascenso o aumento de sueldo.

Recuerda al momento de hacer una solicitud o preferencia, cuidar no solo tu argumento, sino además el lenguaje corporal y un tono de voz seguro. Lo ideal es mantenerte erguido, con expresión facial neutra y sostener el contacto visual con la persona a la que va dirigido tu mensaje, el cual debe ser claro, directo y sencillo.  Mantén la calma y respira con normalidad, solo con esto ya tienes el terreno ganado. Recuerda que tampoco estas obligado a justificar o explicar una opinión o negativa que consideres justa.

Comunicación directa y sencilla

Evita ser mal interpretado, para ello utiliza en lo posible un lenguaje claro y sencillo, mejor si vas directo al grano sin ser agresivo, es importante que te expreses evitando acusaciones o que la otra persona se sienta culpable. Decir lo que piensas o sientes no debe significar que otros se sientan mal. Para lo qué es ser asertiva, mantén tus solicitudes libres de explicaciones sinuosas, utiliza una comunicación asertiva, es decir poco elaborada y cortes.

Algo que funciona efectivamente es la estrategia de cambiar los verbos, en lugar de «será» mejor utiliza «podría» o «debería», o “quiero” en vez de “necesito”. Esto te ayudará a transmitir un mensaje claro a la persona con la que estás hablando en lugar de suavizar lo que quieres decir. 

Saber decir “No”

Es lo más difícil de lograr si estas acostumbrado a no hacerlo, pero es esencial si deseas adoptar un comportamiento asertivo, la tarea de establecer tus propios límites y evitar el sentimiento de que otros se aprovechen de ti. Recuerda que de acuerdo a lo qué significa ser asertivo, no podemos complacer a todos, es importante que proteja su tiempo, tu esfuerzo y tus prioridades.

Si quieres sentirte menos culpable o avergonzado al hacer una negativa, entonces practica encontrar una solución beneficiosa que funcione para ti y la otra persona. Pero empieza a decir “no” más a menudo para desarrollar la asertividad o si alguna solicitud entra en conflicto con tus limites personales. Aunque al principio pueda generarte ansiedad, con el tiempo resultara una práctica liberadora. Necesitas conocer tus límites y cuánto puedes asumir para administrar las responsabilidades y compromisos de manera efectiva. 

Habla en primera persona

Para evitar sonar agresivo u hostil al momento de practicar el significado de ser asertivo, lo mejor es comunicarte a través del uso del “yo” o declaraciones en primera persona. Es decir, evitar expresiones de acusación como “tu nunca o tu siempre”, y sustituirlas por “yo creo o yo siento”. Los señalamientos en cualquier tipo de comunicación siempre desencadenan reacciones negativas, malas interpretaciones, conflictos y desacuerdos.

Las declaraciones de «yo» en cualquier caso despiertan la empatía y la comprensión por parte de otras personas, permiten tener confianza y asertividad sin alienar ni eliminar a otras personas. Algunos ejemplos son: “Me afecta que me hagas sentir culpable de salir con mis amigos”, en lugar de “eres un controlador”; o “me avergüenza que me grites delante de tus amigos” a “siempre me humillas delante de tus amigos”.

Finalmente, entre las recomendaciones de cómo ser asertivo es importante mantener la calma, para que la emoción por defendernos no se interprete como agresión. Respirar y cuidar el lenguaje corporal de manera consciente nos hará mas confiados y seguros, y permitirá que la otra persona se mantenga serena y comprensiva. También recuerda qué es ser asertivo no significa serlo todo el tiempo, es una práctica contextual, dependerá de cada persona o situación, no siempre resulta la mejor alternativa, pues en algunas ocasiones ser más agresivos o pasivos se hace necesario para alcanzar los objetivos personales.

Cita este artículo

Pincha en el botón "Copiar cita" o selecciona y copia el siguiente texto:

Contreras, Iliana. (2022, 24 noviembre). ¿No sabes cómo ser asertivo? Conoce estos 6 consejos infalibles para ser más firme con tu conducta y decisiones. Cinco Noticias https://www.cinconoticias.com/como-ser-asertivo/

¿Te ha gustado este contenido?

Valóralo y ayúdanos a mejorar

Puntuación media: 4.5 | Votos: 2

Iliana Contreras
Iliana Contreras
Licenciada en Comunicación Social, Desarrollo Comunitario, por la Universidad Católica Cecilio Acosta, Maracaibo, Venezuela. Técnico Medio Mercantil, Escuela Técnica Hno. Ildefonso Gutiérrez, Maracaibo, Venezuela.
Cinco Noticias / Lifestyle / ¿No sabes cómo ser asertivo? Conoce estos 6 consejos infalibles para ser más firme con tu conducta y decisiones

No te pierdas...

Lo último

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre