domingo, 4 diciembre 2022 |

Actualizado a las

8:59

h CEST

2.9 C
Madrid

Inestabilidad mental: una condición peligrosa y más cercana de lo que queremos aceptar

Puntuación media: 5 | Votos: 1

Cada persona tiene su propio compás para definir que vuelve a una persona “desequilibrada” o “inestable”, en algunos casos directamente ignoran este tipo de etiquetas y optan por referirse a otras personas como “locos”. Sin embargo, el desequilibrio y la inestabilidad son síntomas serios, que pueden hacer pasar a alguien por malos periodos y que merecen ser atendidos, y obviamente se trata de algo bastante complejo que no debe ser simplificado a una simple etiqueta.

La definición de inestabilidad emocional se alinea con los conceptos de inestabilidad mental y desequilibrio emocional, y es un fenómeno utilizado para expresar una serie de síntomas que causan estragos en la vida cotidiana de alguien, no obstante no se trata de un trastorno psicológico como tal aunque en algunos casos se presenta como síntoma de uno. Actualmente existen tratamientos para el desequilibrio mental así también como para los trastornos que pueden generarlos.

Construcción de identidad:
Teorías y factores clave para comprender el cómo y por qué de nuestra identidad

Leer artículo

¿Qué es una persona inestable mentalmente?

¿Qué es estabilidad emocional y mental? La salud mental es un tema que se ha colocado al frente de muchas conversaciones a lo largo de la última década, muchos se han vuelto conscientes de fenómenos, conductas e incluso trastornos que siempre han existido pero que no siempre han sido reportados.

Este movimiento de concientización de la salud mental les ha permitido a muchas personas el poder entender mejor a personas que antes serían consideradas como “locos”, y no solo eso sino que también ha permitido la identificación de señales más casuales que pueden indicar algún problema que se esté ocultando.

¿Qué es ser inestable mentalmente? La “inestabilidad mental” es un término que puede englobar mucha información, pues puede decirse que alguien con un trastorno de esquizofrenia paranoide es “inestable”, pero también puede decirse lo mismo de alguien con fuertes cambios de ánimo, a pesar de que sus condiciones y tratamientos sean sumamente diferentes. Para evitar confusiones la inestabilidad mental se usará como sinónimo de “inestabilidad emocional”.

¿Por qué soy inestable emocionalmente? La inestabilidad mental (o inestabilidad emocional, su sinónimo en este caso) es un estado que hace que una persona sufra de notorios altibajos y variaciones emocionales, esto tiene influencia en su estado anímico por supuesto pero también en otras variables como la motivación, el desempeño en ciertas actividades y las relaciones interpersonales solo por nombrar algunos ejemplos. Se dice que la persona “padece” de estos altibajos emocionales porque puede causar verdaderos estragos y malestar en la salud mental de quien pase por esto.

Características de la falta de equilibrio emocional

Una característica importante del descontrol emocional es la distinción de esta con los trastornos, existen algunos trastornos anímicos y de la personalidad que marcan la inestabilidad mental y emocional como un signo característico de dichos trastornos, sin embargo esto no quiere decir que el desequilibrio mental sea un trastorno como tal, puede ser una condición aislada o puede ser un síntoma de algo más. Dicho eso igual estos desequilibrios deben ser atendidos a tiempo pues hay casos en los que un desequilibrio se termina desarrollando en un trastorno más serio, por lo que identificarlos y tratarlos a tiempo es imperativo.

Otra distinción importante para las personas inestables emocionalmente es la de un desequilibrio y una respuesta apropiada, aquí hay que diferenciar entre emociones y estados de ánimo, una emoción es una respuesta adaptativa relativamente breve e intensa, mientras que un estado de ánimo es algo que es mucho más duradero, alguien puede mantener un estado de ánimo durante una semana por ejemplo (en general, pues los estados de ánimo, no son estáticos).

Ahora con esa distinción en mente se deben excluir casos donde ocurran respuestas emocionales justificables, por ejemplo que alguien actúe de forma incoherente y no preste atención después de sufrir un accidente es entendible porque seguramente está experimentando emociones fuertes que hacen que su conducta sea diferente, pero si al contrario alguien empieza a comportarse de la misma manera en un día normal sin ningún evento que justifique una respuesta emocional de ese tipo es algo a lo que atender.

Tratamiento del desequilibrio emocional

El mejor tratamiento para un desequilibrio mental y emocional es claramente la psicoterapia, y en casos donde dicho desequilibrio sea un síntoma de un trastorno se puede acudir con un psiquiatra para que ambos trabajen en conjunto (por ejemplo, como en algunos casos de depresión).  El tipo de terapia depende mucho de lo que quiera el paciente y realmente hay varios enfoques que pueden a ayudar a alguien que sufra de estos desequilibrios, pueden beneficiarse de psicoterapias humanistas, cognitivo conductuales o incluso psicodinámicas por mencionar solo algunas de las más populares.

Una de las terapias psicológicas utilizadas en casos de desequilibrio es la terapia cognitivo conductual basada en el enfoque del mismo nombre, esta terapia actúa a nivel emocional y cognitivo, busca encontrar los factores que causan el problema y una vez realizada la exploración, se empiezan a implementar las técnicas que ayuden a corregir estos procesos de desajuste cognitivo.  Por lo general en esta terapia se busca que el paciente termine siendo capaz de manejar sus miedos, desarrollar un mayor autocontrol emocional, mejorar el autoestima y promueva la comunicación asertiva por sí mismo mediante la aplicación de técnicas.

Causas del estado de ánimo inestable

¿Por qué me siento mal emocionalmente? Existen muchas causas y eventos que pueden generar en alguien algún tipo de inestabilidad, como siempre esto depende de cada persona y su caso, algunas experiencias afectarán a algunos más que a otros, además de que la misma experiencia puede generar respuestas completamente diferentes en cada uno.

Ritmo de vida estresante (significado de mentalmente inestable)

¿Qué es inestable? La primera causa es una bastante común, que es capaz de afectar a cualquier persona y es que si bien el estrés es algo que en ocasiones es necesario y puede terminar incluso siendo beneficioso, en muchos otros casos es demasiado y puede generar efectos bastante negativos en quienes estén expuestos a estresores intensos y constantes.

Una de las consecuencias es la pérdida del control de algunas emociones y sentimientos lo que termina en un mal manejo de las emociones dentro y fuera del ambiente estresor, solo hay que imaginar lo diferente que son las personas después de un día relajado a comparación del estado anímico de alguien que acaba de salir de un día de trabajo extremadamente estresante y conflictivo.

Factores y cambios orgánicos ¿soy una persona inestable emocionalmente?

La salud mental va de la mano con la salud física, es decir que el cuerpo influye en la mente y la mente en el cuerpo, por lo tanto no es sorpresa saber qué cambios, o en general malos hábitos pueden ser causa de inestabilidad en varios sentidos, los principales son la alimentación y el sueño. Tener malos hábitos alimenticios o de sueño comúnmente resultan en irritabilidad y una disminución de las funciones cognitivas del cerebro, pues este no ha descansado lo suficiente.

No solo los malos hábitos pueden ser una causa sino que los periodos de cambio también pueden ser un desbalance emocional para las personas, por ejemplo si se cambia de trabajar en el turno de la mañana al turno de la noche es común experimentar algunos cambios mientras el cuerpo se vuelve a adaptar.

Síntomas y ejemplos de estabilidad emocional

Tal y como se explicó al inicio la inestabilidad mental puede presentarse de muchas maneras y en intensidades diferentes, por lo que determinar “síntomas” de este fenómeno es una tarea que cae un poco en la especulación. Dicho eso estos son algunos de los síntomas más comunes en los distintos desequilibrios.

Irritabilidad y frustración

Este es uno de los síntomas y significado de inestable, una baja tolerancia a la frustración propensa estos estallidos de emociones que pueden ser inapropiados dependiendo del contexto, además de que sentir tales niveles de ira o frustración al punto que puede ser difícil de manejar (o directamente “incontrolable”) ante estímulos que la mayoría puede tolerar indica una carga emocional bastante considerable junto con bajos niveles de autocontrol.

Inconsistencia emocional

Este es uno de los síntomas que pone en evidencia más fácilmente un desequilibrio mental, las personas que sufren una inestabilidad mental son capaces de experimentar picos en ambos extremos de felicidad y tristeza, por lo tanto experimentar periodos de tristeza, irritabilidad y desinterés intensos para poco después pasar a un periodo de ilusión optimismo y euforia es señal de desequilibrio siempre y cuando estos cambios no sean “justificados” por algún evento o contexto como ya se explicó.

Enfermedades que agravan el trastorno de la personalidad emocionalmente inestable

Algunos párrafos atrás se habló de cómo la inestabilidad mental no es un trastorno de por sí, pero puede ser un síntoma de un trastorno, y es que los trastornos mentales muchas veces son sinónimos de alteraciones y desequilibrio en varios de los procesos psicológicos y fisiológicos que determinan la conducta de una persona, es decir desequilibrios, así que estos son algunos de los trastornos oficiales que pueden generar o empeorar la inestabilidad.

Depresión y ansiedad

La depresión y la ansiedad en sus distintos cuadros son ejemplos de lo que la gente puede considerar como inestabilidad o desequilibrios, en casos de depresión la sinapsis junto con la liberación y recaptación de algunos neurotransmisores se ve afectada, alterando la percepción y estado anímico de quien la padece, es otras palabras y de manera muy simple se puede decir que la depresión causa “inestabilidad química en el cerebro”.

En el caso de la ansiedad y algunas fobias en énfasis está más en los aspectos psicológicos aunque por supuesto también hay un componente fisiológico al igual que en las depresiones, esto causa que la persona se desestabilice frente a ciertas situaciones, por ejemplo si se trata de ansiedad social, la persona puede experimentar malestar, aceleración y otra gama de síntomas que lo saquen de un estado natural de relajación, lo mismo ocurre en el caso de las fobias, alguien puede estar totalmente tranquilo (equilibrado por así decirlo) y cambiar completamente al presenciar el objeto fóbico.

Trastorno límite de la personalidad

Algunos de los criterios para el trastorno de la personalidad límite es un patrón de relaciones interpersonales inestables caracterizado por alternar entre los extremos de idealización y devaluación. También son criterios fuertes sentimientos de vacío, la inestabilidad afectiva con intensos episodios de irritabilidad o ansiedad y problemas de ira, así como también dificultades para controlarla lo que lleva a exhibiciones frecuentes e inapropiadas de estos sentimientos. Como se puede apreciar muchos de estos criterios son lo que se ha visto como características comunes de la inestabilidad mental y emocional.

Test y cómo saber si se padece inestabilidad

Finalmente ¿cómo saber si alguien sufre de inestabilidad?, en el campo de los test psicológicos y psicométricos las opciones son limitadas los ejemplos más utilizados se encuentran dentro de otros tests, es decir son solo una dimensión de una prueba más grande y realmente miden la variable. Entre estos ejemplos se destacan 2, el eje de neuroticismo o estabilidad emocional en el inventario de personalidad de Eysenk y otro test de la personalidad llamado BFQ que contiene una dimensión de estabilidad emocional, ambas de estas escalas funcionan para medir la variable de inestabilidad mental o emocional.

No obstante, la mejor opción es acudir con un psicólogo, si alguien siente síntomas de inestabilidad mental o malestar psicológico en general, lo mejor es asistir a consulta psicológica y expresar todos estos síntomas para descartar o confirmar algún diagnóstico y posteriormente trabajar en este con la meta de recuperación. Incluso si no resulta ser un caso de inestabilidad mental, si se experimenta malestar psicológico igual vale la pena pues el tratamiento ayudará de todas formas.

Para concluir se tiene que la inestabilidad mental y los desequilibrios emocionales son fenómenos serios con consecuencias notables en algunos de los casos, esto significa que identificarlos y tratarlo a tiempo es prioridad, especialmente tomando en cuenta que las causas comunes de estos cuadros son relativamente mundanas, es decir que es sencillo exponerse a factores estresores que fomenten desequilibrios, así también como adoptar malos hábitos que desestabilicen al cuerpo y a la mente.

  • D Ingle & J. Barton. (1932) Determining mental instability. The Journal of Abnormal and Social Psychology.

Cita este artículo

Pincha en el botón "Copiar cita" o selecciona y copia el siguiente texto:

Cabrera, Domingo. (2022, 28 octubre). Inestabilidad mental: una condición peligrosa y más cercana de lo que queremos aceptar. Cinco Noticias https://www.cinconoticias.com/inestabilidad-mental/

¿Te ha gustado este contenido?

Valóralo y ayúdanos a mejorar

Puntuación media: 5 | Votos: 1

Domingo Cabrera
Domingo Cabrera
Licenciado en Psicología Clínica por la Universidad Arturo Michelena, Valencia, Venezuela.
Cinco Noticias / Desarrollo / Inestabilidad mental: una condición peligrosa y más cercana de lo que queremos aceptar

No te pierdas...

Lo último

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre