jueves, 11 agosto 2022 |

Actualizado a las

4:12

h CEST

27.8 C
Madrid

Escritores latinoamericanos: 15 grandes autores latinoamericanos y sus principales obras (poetas, narradores…)

Puntuación media: 5 | Votos: 1

Los escritores latinoamericanos que forman parte de esta lista son conocidos por sus trabajos y estilos narrativos y son algunos de los más destacados entre todos los autores latinoamericanos que han hecho vida en el mundo de la literatura.

La literatura latinoamericana es aquella que, en efecto, está compuesta de las obras escritas de los autores latinoamericanos o autores latinos más reconocidos a nivel mundial; sus trabajos (novelas, poemas, historias) son la prueba que valida su talento y también han dejado una huella en la literatura universal. A continuación, presentamos a los escritores latinoamericanos más destacados, así como un breve repaso por sus obras y estilos narrativos.

Literatura latinoamericana:
Qué es, características, autores y mejores novelas y cuentos de la narrativa latinoamericana

Leer artículo

Isabel Allende (n. 1942)

A diferencia de la literatura inglesa, las mujeres están a la par con los hombres y se han ganado a pulso su espacio para ser representantes de la narrativa latinoamericana, y tal es el caso de la escritora chilena Isabel Allende.  Hace más de 30 años, cuando Allende se residenció en California, su nombre ya era muy conocido en América Latina y cambiar de espacio no cambió conexión con la latinidad; de hecho, en cada escrito pudo comprender sus complejidades para transformarlas en textos llenos de realismo mágico que pudo tocar las fibras de cada latino. 

Isabel Allende con la mirada hacia arriba sonriendo.
Isabel Allende en 2008, durante la presentación de su libro «La suma de los días» (Mutari, Dominio Público, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Con clásicos como La casa de los espíritus (1982), Paula (1994) e Inés del alma mía (2006), Isabel plasmó y describió la vida de los inmigrantes indocumentados, y también tocó temas como la epidemia de drogas en personas jóvenes, los conflictos intergeneracionales y la complejidad del feminismo, que dejó ver en El alma de una mujer. Entre líneas autobiográficas, romance y estilo de prosa, los textos de Allende han sido galardonados con premios como el American Book Award (1989) y el Premio Nacional de Literatura de Chile (2010). 

Gabriel García Márquez (1927-2014)

Sin lugar a dudas, uno de los escritores y poetas latinoamericanos más destacados fue Gabriel García Márquez, el autor colombiano que dio pie al realismo mágico y fijó los preceptos de la literatura hispana con libros como Cien años de soledad (1967), que narra la historia de Macondo, una utopía fundada en la orilla de un río en la futura Colombia, donde le da protagonismo a la familia Buendía. 

Otras de sus obras importantes, que fueron ampliamente traducidas a otros idiomas, son El coronel no tiene quien le escriba (1961), El otoño del patriarca (1975), Crónica de una muerte anunciada (1981) y El amor en los tiempos del cólera (1985). Además, escribió varios artículos, guiones y cuentos, entre ellos Los Funerales de la Mamá Grande (1962), que está compuesto de versiones tempranas de los personajes que desarrolló en Cien años de soledad. 

Márquez sonriendo al descuido mirando a la izquierda.
El Gabo durante un evento en 2017 (Grupo de Besanez, CC BY-SA 4.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

El estilo narrativo de ‘El Gabo’, que fue uno de los principales autores literarios hispanos y latinoamericanos, fue muy distintivo, no solo por su realismo mágico, sino porque también aplica el suspenso y la atemporalidad; tocó temas como la política, la violencia y el tiempo. Es necesario destacar que en 1982, Márquez recibió el Premio Nobel de Literatura, pero también fue honrado tiempo después con el Premio al Mejor Libro Extranjero de Francia, el Premio Rómulo Gallegos y el Premio Internacional de Literatura Neustadt.

Esmeralda Santiago (n. 1948)

Esmeralda Santiago, escritora y ensayista puertorriqueña, también forma parte de la lista de autores de la narrativa latinoamericana gracias a su primer libro de memorias, titulado Cuando yo era puertorriqueña de 1994. En esta ficción realista, Santiago introdujo el campo puertorriqueño a los lectores y los paseó por la historia de su vida con tal especificidad que alcanza la universalidad, mezclando así lo imaginativo con lo autobiográfico. 

La autora viste una camisa violeta y mira fijamente al lente.
Santiago llegó a la fama gracias a su libro «Conquistadora» (David Shankbone, CC BY 3.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Este estilo de escritura también se evidenció en obras como Casi una mujer (1999), en la que explora el trauma de la inmigración y las vivencias que marcaron su crecimiento, y El Amante Turco (2009), una obra en la que narra la confusión y el desamor del amor en su juventud. Por otro lado, fue Conquistadora (2011) el libro que le dio un lugar entre los autores de narrativa latinoamericana; esta trilogía de memorias sobre amor, descubrimiento y aventuras, fue la que le aseguró un lugar entre los autores latinos de lectura obligada y dejó en alto a Puerto Rico y su gente, teniendo espacio pleno en la literatura hispana.

Mario Vargas Llosa (n. 1936)

Otro de los principales representantes de la literatura latinoamericana es Mario Vargas Llosa, el autor, novelista y ensayista peruano que marcó sus textos con un compromiso de cambio social que le valió el Premio Nobel de Literatura de 2010 “por su cartografía de las estructuras de poder y sus imágenes mordaces de la resistencia, la rebelión y la derrota del individuo”; en 1994 fue honrado con el Premio Cervantes.

Vargas Llosa vestido de gala en la Ceremonia de Entrega del XIII Prix Diálogo.
Vargas Llosa gano el Premio Nobel de Literatura en 2010 (power axle, CC BY 2.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Su primera obra publicada fue La fuga del Inca (1952), una obra de teatro en tres actos que apareció en revistas literarias peruanas y dio espacio para la creación de más trabajos y ediciones como Cuadernos de composición (1956-57) y Literatura (1958–59). Posteriormente ambientó su novela La Chica Mala (2006) en París, durante su estadía en la que compartió espacio con autores como Julio Cortázar, uno de los grandes escritores latinos de ese entonces. Vargas Llosa ha plasmado en novelas como La ciudad y los perros (1963) y La casa verde (1966), el realismo y lo experimental para proyectar las complejidades de la vida humana y la sociedad.

Paulo Coelho (n. 1947)

Paulo Coelho, es un novelista brasileño muy conocido por emplear en sus obras un vistoso simbolismo en descripciones de los viajes por la espiritualidad y el conocimiento que realizan sus personajes. Este estilo narrativo pretende crear una conexión con los lectores, puesto que la ficción realista es parte de la cotidianidad, algo que Coelho sabe jugar a su favor y lo hace destacar entre los principales autores de latinoamérica. De hecho, fue galardonado con premios como Premio Bambi de Personalidad Cultural del Año (Alemania, 2001) y Miembro de la Academia Brasileña de Letras (Brasil, 2002).

Paulo Coelho vestido de negro sonriendo hacia la izquierda.
Coelho escribió su primer libro en 1987 (Pablo Macleod, CC BY 3.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Coelho escribió su primer libro, El Diario de un Mago (1987) tras una inspiración que recibió luego de hacer el recorrido de Santiago de Compostela, pero su hit inicial fue El alquimista (1988), un relato místico del viaje de un pastor andaluz por el norte de África, mientras va en busca de un tesoro.

En 1994 lanzó A orillas del río Piedra me senté y lloré, que se centra en el despertar espiritual de una joven española; otras de las novelas que lo consolidaron como uno de los autores de Latinoamérica más populares fueron El diablo y la señorita Prym (2000), que es una investigación sobre la naturaleza humana y Once minutos (2003), una obra que explora los límites entre el amor y el sexo a través de las vivencias de una prostituta.

Laura Esquivel (n. 1950)

A la lista de grandes autores de la literatura latinoamericana anexamos a la escritora y autora mexicana, Laura Esquivel, quien es mejor conocida por su libro Como agua para chocolate (1990), una combinación imaginativa de realismo mágico que mezcla los elementos de la novela con los pasos a seguir de un libro de cocina. El éxito de esta obra se fue a la estratosfera luego del lanzamiento de la versión cinematográfica en 1992, que fue bien recibida internacionalmente. 

Esquivel sonríe y ve hacia la derecha. Viste chaleco negro con una camisa azul claro.
La obra más resaltante de Esquivel es «Como Agua para Chocolate» (Secretaría de la Cultura de México, CC BY SA 2.0, Flickr / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Laura Esquivel comenzó a escribir mientras trabajaba como docente de jardín de infantes, tiempo en el que se dio a la tarea de redactar obras de teatro para sus alumnos y luego pasó a escribir programas de televisión para niños durante las décadas de 1970 y 1980. No obstante, sus obras fueron mutando hasta dar con ese elemento distintivo, que es la exploración de la relación entre hombres y mujeres en México, donde conecta con sus raíces pero también hace una evaluación del funcionamiento de la sociedad.

Esto se puede identificar en libros como La ley del amor (1996) que combina romance y ciencia ficción, y Malinche (2006), una novela que se centra en la mujer que sirvió como intérprete y amante del conquistador español Hernán Cortés.

Julia Álvarez (n. 1950)

Seguidamente, otro de los nombres de escritores latinoamericanos destacados es el de Julia Álvarez, la poeta, ensayista y novelista dominicana-estadounidense que ha marcado sus textos con tintes autobiográficos. En su primer libro de historias interconectadas, Cómo las niñas García perdieron el acento (1991), Álvarez se adentró en el problema más complejo y fascinante al que se enfrentan a diario quienes se alejan de su tierra natal para llegar al “sueño americano” y se pregunta: “¿Cómo nos convertimos en parte de los Estados Unidos sin perder nuestra identidad?, ¿Cómo perdemos nuestros acentos sin perder todo lo demás?”.

Julia Álvarez hablan en podio frente al público del National Book Festival
Álvarez es la autora de «Cómo las niñas García perdieron el acento» (Valeria Hinojosa, CC BY-SA 2.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Cómo las niñas García perdieron el acento sirvió para ser inspiración de generaciones futuras que han ilustrado cómo se siente tratar de pertenecer y cómo es el proceso de la asimilación. En otras obras como En el tiempo de las mariposas (1994), Antes de ser libres (2002) y en su última novela, Afterlife (2020), la escritora dominicana vuelve a tocar las fibras de la ficción realista y la autobiografía; esta última trata de la transición hacia la jubilación y la viudez en el clima político de la actualidad, donde los inmigrantes indocumentados viven en una especie de zozobra y tienen serias dificultades al trabajar, estudiar y vivir en los Estados Unidos. 

Rudolfo Anaya (1937-2020)

El mexicano-estadounidense Rudolfo Anaya está en esta recopilación de nombres de autores latinoamericanos porque, desde sus inicios, fue considerado como “el padre de la literatura chicana en inglés”, gracias a sus novelas y libros para niños, como La Llorona (1984), The Farolitos of Christmas (1987) y Bendíceme, Última (1972); cuando se publicó esta novela, en 1972, fue elogiada por los críticos como una “novela vanguardista y extraordinaria” por cómo abordó temas de identidad y cultura chicana, la cual está arraigada a los mexicanos nacionalizados como estadounidenses.

Rudolfo Anaya posa sus brazos sobre una mesa y sonríe a la cámara, al lado de sus libros.
«Bendíceme, Última» fue elbestseler de Anaya (Peter Norby, CC BY-SA 2.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Un dato interesante de Anaya es que, a pesar de que fue educador y escritor, no tuvo una educación formal en escritura creativa, así que su primer libro fue una suma de siete borradores y extensas horas de tecleo en una vieja máquina de escribir Smith Corona.  En sus obras llevó a los lectores por textos introspectivos y de autodescubrimiento que dejaban ver los secretos que guardaba su alma latina en suelo norteamericano.

Óscar Hijuelos (1951-2013)

En 1990, Óscar Hijuelos se convirtió en uno de los narradores latinoamericanos del momento al ser el primer escritor hispano en ganar el premio Pulitzer por su segunda novela, Los reyes del mambo tocan canciones de amor (1989). En ese entonces, al haber recibido ese prestigioso premio pudo figurar en la extensa lista de escritores latinoamericanos famosos y allanó el camino no solo para él sino también para otros escritores de latinoamérica, que hasta ese momento pasaban por debajo de la vista de los críticos y editores. 

Hijuelos, fue un cubano de corazón que llegó a Nueva York en la década de 1940, junto a sus padres y vio la luz del mundo estadounidense en 1951. En sus novelas retrató cómo era la vida inmigrantes y sus luchas, y se explayó en la ficción realista en la que sus protagonistas fueron mesoneras, amas de casa, cocineros, mucamas y músicos, y todos unidos hacia un mismo norte “estar en el sueño americano” pero dejando su terruño atrás en busca de una mejor vida.

Otras de sus obras más destacadas fueron Nuestra casa en el último mundo (1983), Las Catorce Hermanas de Emilio Montez O’Brien (1993) y Emperatriz de la temporada espléndida (1999).

Cristina García (n. 1958)

A la lista de escritores latinoamericanos y sus obras anexamos a otra cubana, Cristina García, quien en 1992 se dio a conocer con Soñando en cubano, un libro que hizo que la novelista y periodista cubano-estadounidense se convirtiera en un fenómeno literario; la novela debut fue escrita por una latina y hablaba sobre latinos. Se trata de tres generaciones de mujeres cubanas y sus reacciones ante la revolución que cambió sus vidas, deshizo lazos familiares y las expulsó a un suelo nuevo.

García ha destacado por su escritura llena de sensualidad y música, transmitiendo boleros e historias identificables. La ficción realista de la escritora latina le proporcionó el éxito literario desde muy joven, y en sus textos toca temas como la inmigración y el dolor del desarraigo por no estar en la patria que le vio nacer. Algunos de sus libros más importantes son: The Agüero Sisters (1997), El cazador de monos (2003) y Las caras de la suerte (2007).

Luis Alberto Urrea (n. 1955)

Un autor prolífico de entre tantos escritores de la narrativa latinoamericana, es Urrea, quien fue finalista del Premio Pulitzer por su best-seller de 2004  The Devil’s Highway, una novela que se centró en 26 hombres que intentaron cruzar la frontera a través de una de las regiones más peligrosas del desierto de Arizona. El mexicano ha escrito novelas, ensayos, poemas y cuentos como El Hijo de Nadie (1998), La Hija de la Chuparrosa (2005) y Rumbo al Hermoso Norte (2009). 

Luis Alberto sonríe a la cámara en un evento de libros.
Urrea es fotografiado en 2015, en el Texas Book Festival (Larry D. Moore, CC BY-SA 4.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

En cada una de sus obras, Urrea explora sus propias circunstancias como mexicano-estadounidense, los viajes a la frontera en caballo y las oscuras realidades de la vida inmigrante en el otro. De hecho, en La casa de los ángeles rotos (2018), el mexicano habla de  la muerte de su hermano mayor y en una amarga y dulce obra, escrita con sentido del humor y amor fraternal.

Junot Díaz (n. 1968)

Directo desde República Dominicana, Junot Díaz es otro representante de los escritores de la literatura latinoamericana. Aunque en ocasiones algunos han criticado la vulgaridad con la que escribe y su enfoque casi total en personajes masculinos, sexistas y misóginas, el autor ha dicho que simplemente está plasmando lo que ha vivido como un inmigrante dominicano de bajos recursos que fue criado con cupones de alimentos y en viviendas subsidiadas por el gobierno estadounidense.

Juntot Díaz se dirige a los presentes desde el podio.
Díaz presente en el National Book Festival de 2012 (Slowking4, GFDL 1.2, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

El peso autobiográfico no descansa en sus textos y deja ver cómo todo se trata de crecimiento y superación, aunque resalta las adversidades de ser un extranjero.  Díaz fue ganador del Premio Pulitzer 2008 de ficción, por su segunda novela, La breve y maravillosa vida de Oscar Wao (2007), pero también se puede ver su visión de la latinidad en libros como Los Boys (1996), Así es cómo la pierdes (2012) y Lola (2018), un libro ilustrado en el que expone la magia de la memoria y la imaginación de una niña inmigrante.

Reyna Grande (n. 1975)

Seguidamente, a este listado de autores latinoamericanos y sus obras anexamos a la mexicana Reyna Grande, quien en 2012 colocó su nombre en la cima de la literatura hispana con sus memorias, La Distancia entre nosotros, una obra autobiográfica en la que narra su vida en México y todo lo que sufrió al soportar alejarse de sus padres cuando cruzaron la frontera hacia Estados Unidos, y ella se quedó a vivir con su abuela. 

Reyna Grande habla en el panel del Festival Nacional del Libro, 2019.
Grande describe sus experiencias como inmigrante en sus textos (Vida de la Biblioteca del Congreso, CC0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Su estilo autobiográfico continúa en La búsqueda de un sueño (2018), que se centra en su vida como inmigrante indocumentada. Este libro relata las realidades de millones de latinos que han sufrido por años la lejanía de su tierra y de su familia, pero también ha conectado con la emoción de aquellos que han logrado reunirse con sus padres y familiares a pesar del duro paso por la frontera. 

Patricia Engel (n. 1977)

Desde la publicación de Vida (2010) que fue su primera colección de historias enlazadas, la colombiana Patricia Engel ha sido elogiada por la crítica como una autora maravillosa que ha destacado por plasmar una voz “controlada, elegante y lúcida”, sobre cómo los sucesos de América Latina, específicamente Colombia, se van mezclando con la narrativa latina en Estados Unidos. Esta obra fue reconocida como el Libro Notable del Año por el New York Times, en ese entonces.

Engel también ha dado voz a quienes están en silencio, contando la historia de su vida, la cual puede ser la vida de muchos otros. En Infinite Country (2021) que fue un bestseller del New York Times, Patricia deja claro por qué decidió escribir desde su experiencia: “Empecé a escribir la crónica de nuestras vidas porque es importante dejar constancia” de todo lo que puede suceder en la existencia de un latino fuera de su tierra.

Andrés Neuman (n. 1977)

Al final de esta lista dejamos a Andrés Neuman, y no porque sea menos importante. Neuman, quien estudió en la Universidad de Granada, es un escritor y poeta hispano-argentino que fue galardonado por su obra El viajero del siglo (2009). Esta es una obra que se centra en una pequeña ciudad alemana, que toca temas como la filosofía, la historia y el amor atemporal.

Andrés Neuman sonríe a la cámara en el Festival del Libro de Texas, 2016.
Neuman saltó a la fama con «El viajero del siglo» (Larry D. Moore, CC BY-SA 4.0, vía Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Neuman ha escrito casi veinte libros, incluidos cuatro novelas y nueve libros de poesía, entre los que destacan títulos como Una vez Argentina (2003), El viajero del siglo (2009, ganador del Premio Alfagura de ese año) Fractura (2018), Anatomía Sensible (2019) y Umbilical (2022). Este último libro narra, desde el punto de vista de un padre, cómo es el proceso de gestación de su hijo hasta su nacimiento; es una historia conmovedora que deja ver otra cara de la paternidad y cómo evoluciona el entorno familiar. 

Entre tantos escritores de cuentos latinoamericanos y de historias de la latinidad, hay mucho para elegir en esta lista de autores latinoamericanos. Por supuesto, una de las características que más comparten es que logran contar historias que son familiares para los lectores y que, sin lugar a dudas, conectan con el sentimiento y la nostalgia de tantas vivencias. Con esta lista de escritores latinoamericanos solo se puede reivindicar el talento que ha tenido y que tiene la pluma hispana y su influencia en la literatura universal.

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre