lunes, 3 octubre 2022 |

Actualizado a las

13:21

h CEST

23.3 C
Madrid

Ejemplos de actitudes: cuáles son los 3 principales tipos de actitudes del ser humano (sociales, personales…)

Puntuación media: 5 | Votos: 1

Los tipos de actitudes son establecidos conforme a nuestros comportamientos más recurrentes y estos suelen definirnos como una persona positiva y decidida o como alguien inseguro y negativo. Hay una inmensa variedad de ejemplos de actitudes que asumen las personas por actividad, motivación o estímulo, a continuación hablaremos de los tres más estudiados en psicología para la comprensión del proceder humano.

La actitud en nuestras vidas es determinante para el logro de nuestros objetivos. Nuestro comportamiento revela mucho de nuestra personalidad y de lo que somos capaces.  No en vano la gente prefiere hacer amistad o contratar personas con actitud positiva que propague esa misma conducta en todos en derredor. Además es más fácil tratar a una persona proactiva que reactiva; a una solidaria que interesada;  a una integradora que manipuladora; o a una pasiva que agresiva. Depende de la clasificación que se le dé, pues existe una larga lista de ejemplos de actitudes que dependen de varios criterios, esta vez nos enfocaremos en los tres tipos de actitudes según  su valencia afectiva, el entorno y la situación. 

Proyecto de vida:
Qué es, desarrollo, objetivos y ejemplos para saber cómo hacer un plan de vida personal

Leer artículo

Actitud positiva

Se trata de uno de los tipos de actitudes de los seres humanos más favorables que suelen asumir las personas al enfrentar cada situación de vida y los diferentes estímulos con una interpretación positiva y optimista. Incluso en momentos de dificultades y estrés estas personas son motivadas a la acción y a la búsqueda de soluciones y objetivos.  Son personas de carácter confiado y disciplinado. 

Características

  • La actitud positiva suele ser contagiosa pues independientemente de la situación, se basa en una idea del bien común. 
  • De las actitudes humanas esta colabora con la aceptación de fortalezas y debilidades y el desarrollo de la resiliencia. 
  • Este tipo de actitud es clave para el éxito académico y profesional, ya que  organiza el comportamiento de una persona mientras mantiene su trabajo en movimiento y progresando.
  • Las personas positivas suelen mostrar confianza en sí mismos, optimismo, alegría, fiabilidad y flexibilidad.
  • Quienes manejan este tipo de conductas y actitudes, usualmente ponen atención a lo bueno de cada persona, situación o evento. No considerarán que el fracaso sea un error u obstáculo, sino una oportunidad. Estas personas aprenden de los errores y se mueven adelante en la vida.

Formas de expresión

Según cuáles son las actitudes de las personas con mentalidad positiva, ellos creen en sí mismos y poseen una extensa lista de cualidades que los hace admirable ante los ojos de quienes lo rodean, entre tantas poseen un alto grado de optimismo, sentido de responsabilidad, flexibilidad, tolerancia, diligencia, humildad, voluntad, además de:

  • Confianza: La gente positiva está siempre preparada para afrontar todo reto que se le presente, incluso las situaciones difíciles para lo que la confianza es fundamental. Son entusiastas y confían en que las cosas irán bien.
  • Felicidad: La gente positiva es feliz y la felicidad conlleva a la bondad. Las personas seguras de sí mismas son felices, confiadas y no le temen a los resultados, si son buenos los celebran y si son negativos los afrontan y mejoran con la mejor actitud.
  • Sinceridad: de cuáles son las actitudes de una persona positiva esta es una cualidad de las personas comprometidas y responsables. La sinceridad no tiene que ser un problema, si se utiliza de manera adecuada y para el bien común.
  • Determinación: Son personas seguras y enfocadas que saben que con trabajo duro, esfuerzo y la determinación, todo es posible y nada impedirá el logro de sus éxitos y deseos.
  • Estas personas mantiene pensamientos positivos en condiciones y circunstancias críticas para soluciones claras. 

Ejemplo de actitudes personales positivas

Eugenia logró alcanzar su título de Licenciada en Educación del Arte, hace dos años de ello seguía desempleada. Entre tanto, esperaba la oportunidad de dedicarse a enseñar lo que tanto sabe y lo que realmente le apasiona, trabajó como diseñadora de una revista, camarera, cuidadora y por las noches pintaba sus cuadros.

Ella estaba segura de su talento para la pedagogía y de que su futuro sería el prometido a sí misma. Pasaron varios años y logró reunir el dinero necesario para abrir su pequeño taller galería de arte en el centro de la ciudad; hoy convertida en academia que gradúa a más de mil artistas cada año. Su mentalidad optimista, diligente y resiliente fue clave para lograr el éxito, uno de los mejores ejemplos de qué es actitud positiva.

 Actitud negativa

Las personas con este tipo de actitud mantienen una visión negativa y pesimista de la realidad, maximizan las experiencias adversas y dan poco valor a los elementos positivos de alguna situación. Conforme a los tipos de actitudes de una persona pesimista, estas personas generan rechazo permanente y quejas más allá de lo racional, por lo que afecta el alcance de objetivos y soluciones. 

Características

  • Tanto como el carácter positivo, la actitud negativa puede ser negativamente contagiosa.
  • Este tipo de actitud evita que las personas suman las situaciones con esperanza y alegría.  
  • Las personas con este tipo de visión especialmente enfrentan entornos desfavorables que los hace mirar negativamente la vida;  atraen el fracaso en cada acción y son propensos a compararse con los demás.
  • Quienes mantienen actitudes negativas, también lidian con emociones negativas permanentes que afectan su salud física y mental, logran tener un mínimo control de sus emociones y sentimientos.  
  • La mentalidad negativa sufre de constantes momentos de duda, frustración e ira, lo que incide en las relaciones personales y profesionales.
  • Las personas con dicha actitud ignoran lo bueno y prestan atención a lo malo de las personas, situaciones o eventos.
  • Las personas negativas rechazan los cambios, culpan a otros por su fracaso y tienen dificultad para la toma de decisiones asertivas.

Formas de expresión

La ira, la frustración y la duda son algunos de las manifestaciones más comunes en una persona con actitud negativas, a veces requieren ayuda profesional  y la compañía de amigos o familias cercanas para tratar y controlar este tipo de emociones, como por el ejemplo, el odio o resentimiento, el pesimismo, la frustración, los celos, la impresión de inferioridad, también otros como:

  • Enfado: Las personas con actitudes negativas a veces pueden sentir esta emoción sin motivos específicos e importantes, además los arrastra a la autodestrucción y el aislamiento progresivo.
  • Duda: Suelen ser personas desconfiadas y dudosas de sus propias capacidades.
  • Decepción: Así como son desconfiados y rígidos nunca se sienten conformes o satisfechos con ellos mismos ni con las personas a su alrededor, poco a poco está actitud los va alejando de la gente que los quiere y de la posibilidad de ser felices. 

 Ejemplos de actitudes de una persona negativa

Jorge es de los que siempre llega tarde a la oficina. En el proyecto pasado hizo perder el tiempo a todo el equipo, pues era el responsable de preparar la presentación de una nueva publicidad. Era su turno; ya todos habíamos trabajado fuertemente en el diseño de la campaña durante las reuniones en las que siempre creaba conflictos y desacuerdos. Fue tan larga la espera que el cliente frustrado se marchó y rechazó cualquier próxima oportunidad para atender nuestra propuesta.

Jorge media hora después apareció con actitud prepotente y agresiva, culpando a todos de dejar toda responsabilidad bajo su cargo, por no haber retenido al comprador y por haber afectado su posibilidad de éxito. Nunca creyó en la confianza y oportunidad que le dieron; por el contrario, su actitud negativa indujo su inevitable despido. De los ejemplos de qué son actitudes destructivas.

Actitud neutral

La persona con actitud neutra no emite pensamiento, juicio  o emoción positiva ni negativa; mantienen una posición imparcial incluso pasiva sobre las circunstancias y personas. Según los tipos de actitudes en psicología, estas personas suelen sentirse satisfechas consigo mismas;  no reaccionan ante situaciones y ser indiferente a los desafíos. 

Características

  • Ser neutral puede ser una ventaja mientras te ayude a mantener la estabilidad frente a los contratiempos; pero puede separarte con facilidad de las personas y las metas. 
  • Las personas con actitud neutral suelen ignorar los problemas y esperar a que alguien se encargue de solucionarlos, llevan una vida perezosa y de ínfima emoción. 
  • No sienten necesidad de cambio ni de ser como son. Usualmente requieren de terapias mentales de ajuste hacia una actitud positiva.
  • Son personas con poca esperanza y visión de futuro, no les importa mucho nada; simplemente van con la corriente.

Formas de expresión

Las personas con una actitud imparcial subestiman la importancia de cualquier situación o evento; evitan los problemas para que otros los resuelva; y de paso, no les interesa cambiar esta lista de actitudes falla. Otros de sus rasgos frecuentes son:

  • Complacencia
  • Indiferencia
  • Desapego
  • Sensación de estar desconectado
  • Ausencia de emociones

Ejemplos de actitudes del ser humano neutral

Angélica es jefa del condominio, prácticamente todo lo relacionados al mantenimiento y seguridad del edificio es de su competencia, ella aboga por la tranquilidad y la buena convivencias de las 15 familias que habitamos en el lugar.

Un día cualquiera se produjo un conflicto entre dos de los vecinos del segundo piso, por cuanto una fuga de agua causó daños en la pared y techo del apartamento contiguo sin que su dueño se hiciera a cargo oportunamente. Ambos eran propietarios de departamentos, pero Angélica decidió asumir una posición neutral que no favoreció al afectado ni incentivó algún tipo de solución en mitad del conflicto. Su actitud perezosa, complaciente o indiferente; afectó su continuidad en dicha ocupación. El último de los ejemplos de actitudes sociales que se pueden mejorar.

Es definitivo que la actitud hacia el mundo nace de la fusión entre factores biológicos y hereditarios; es el rasgo prevaleciente de nuestra personalidad y factores ambientales como el aprendizaje también hacen su aporte. Los tipos de actitudes mencionados se establecen en el tiempo y determinan nuestra tendencia y disposición a actuar de cierta manera. Lo importante con estos ejemplos de actitudes es reconocer cual es la nuestra y si nos está funcionando para ser las personas felices y exitosas que siempre hemos deseamos; o si acaso debemos tomar medidas a tiempo para lograrlo.

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre