martes, 28 junio 2022 |

Actualizado a las

23:30

h CEST

25.9 C
Madrid

Cultura corporativa: qué es, características, elementos y ejemplos de cultura empresarial

Puntuación media: 5 | Votos: 1

No resulta exagerado afirmar que la cultura corporativa lo es todo para una compañía, especialmente aquellas que están buscando hacerse con un lugar de prestigio dentro de su segmento de mercado. La cultura empresarial representa el enfoque personal que cada empresa tiene para abordar todo lo relacionado con su manera de hacer las cosas dentro del mercado competitivo y cómo esta realidad se manifiesta a través de la eficiencia de sus empleados y la calidad de los servicios que ofrecen a sus clientes.

A pesar de lo que la opinión pública quiere hacernos pensar, la moral y ética relacionada con la labor que se cumple dentro del mercado son dos elementos asociados con la cultura corporativa de una compañía que resultan indispensables dentro del mundo de los negocios actual. Pero a decir verdad, la cultura empresarial es mucho más que solamente definir los valores que promueve la empresa y difundirlos dentro de cada uno de los departamentos que la conforman.

Ideas de publicidad:
15 ejemplos de ideas publicitarias creativas para anuncios y campañas llamativas

Leer artículo

Cultura empresarial: Un paso crucial en el camino al éxito

Si nos vamos a la definición más sencilla de qué es cultura corporativa, podríamos concluir que consiste en una serie de fundamentos y principios éticos, los cuales tienen como finalidad reflejar la actitud que posee la empresa dentro del mercado. Y aunque es un concepto bastante acertado, resulta también una idea bastante obsoleta si se analiza con detenimiento el valor real que tiene la cultura empresarial y la influencia que esta tiene sobre la imagen de una empresa.

A pesar de que hay cientos de miles de empresas que compiten abiertamente en cada segmento del mercado, cada una posee una visión única de sí misma dentro del entorno ambiente competitivo; así como una forma particular de brindar soluciones a las necesidades de sus clientes a través de los bienes y servicios que comercializan.

Este es el punto de partida no solamente para entender la relevancia de la cultura corporativa dentro del mundo de los negocios. Además, es un principio el cual pone en contexto cómo las creencias en una empresa son capaces de influir en la manera en como la misma es percibida dentro del mercado tanto por sus clientes como por su competencia.

Una manera mucho más sensata de percibir el concepto de cultura empresarial que se encuentra vigente en la actualidad, es verlo como si se tratase de un plan de vida de la compañía.

Es decir, que la cultura empresarial no solamente nos habla de lo que es la empresa actualmente. Si no que también, pone en contexto el legado que la misma desea dejar a las futuras generaciones a través de sus prácticas laborales, su manera de proyectarse en el campo de los negocios y la percepción que las personas posee de la misma.

Obviamente, la cultura corporativa no es algo que puede surgir de la noche a la mañana o ser impuesta de forma arbitraria según la opinión de la junta directiva. Puesto que una de las principales características asociadas a la cultura empresarial, es su capacidad para poderse adaptar a los requisitos y necesidades reales de cada uno de los individuos que hacen vida dentro de la compañía.

Tipos de cultura corporativa

A pesar de que la cultura corporativa de cada empresa es algo único e irrepetible dentro del mercado, existen algunos factores comunes que permite establecer diferentes tipos de cultura corporativa. Entre los más frecuentes que existen en la actualidad encontramos:

Enfocada en la eficiencia del servicio

En esta división, podemos conseguir a todas aquellas marcas y empresas cuyos objetivos dentro del contexto corporativo se basan casi exclusivamente en garantizar la satisfacción de sus clientes a toda costa.

Promotora de sistemas de liderazgo

Conceptos como empoderamiento e inclusión están ganando cada vez más y más relevancia dentro del mundo de los negocios. Esto ha traído consigo una nueva generación de empresas cuya cultura corporativa se centra en la implementación de un sistema de liderazgo en donde la opinión de cada uno de los trabajadores es igualmente valiosa para la compañía; a pesar del sistema jerárquico que exista dentro de su organigrama.

Integración holística

La integración holística se refiere a un sistema de trabajo en donde cada una de los departamentos que forman parte de una misma compañía promueve y ejercitan la cultura empresarial por medio de las actividades de valor que ellos aportan para el cumplimiento de los objetivos institucionales.

Visionarias

Muchas compañías no solamente desean cumplir con sus objetivos dentro del mercado, sino que además; desean hacerlo a través de sistemas de trabajo novedosos o poco convencionales. De esta necesidad de querer hacer las cosas de una manera distinta, es de donde surgen los tipos de cultura empresarial conocida como los visionarios.

Creativas

A pesar de lo que la mayoría de las personas creen, la creatividad y las ideas innovadoras son dos componentes fundamentales de la cultura corporativa de muchas empresas.

Globalizada

En la cultura empresarial globalizada, encontramos a aquellas compañías cuya finalidad como institución es promover un sistema de valores y principios éticos, los cuales puedan ser preservados a través de cada una de las actividades que desempeñan los diferentes departamentos.

De evolución constante

Y finalmente encontramos la cultura corporativa de evolución constante. Dentro de esta división encontramos a compañías cuya filosofía sé basa en principios prácticos y precisos que pueden ser ajustados para encajar con las necesidades actuales de sus trabajadores, sin perder vigencia o relevancia dentro de la empresa.

Características de la cultura corporativa

Es algo bastante frecuente que muchos expertos y páginas webs especializadas en negocios tiendan a considerar la cultura de empresa, como una extensión de todas las cualidades éticas y laborales que la misma desea promover a cada uno de sus empleados.

Por este motivo es tan recurrente que la mayoría de las características asociadas directamente con la cultura empresarial, estén tan relacionadas con aspectos tanto éticos como profesionales que la compañía inculca a cada uno de sus trabajadores. Pero ciertamente dentro de la cultura corporativa que se aplica en la actualidad, los elementos de la cultura empresarial van mucho más allá del comportamiento y la eficiencia durante las horas de trabajo.

Hablar de las características de la cultura corporativa de una empresa, es hacer una referencia directa a todo el conjunto de directrices y matrices teóricas que le permiten a la misma conservar su buena imagen y prestigio dentro del mercado competitivo. Es decir, que se trata de principios que deben ser aplicados desde adentro de la compañía, para que posteriormente el resultado de dichas prácticas se vea directamente reflejada en la actitud de la opinión pública hacia la empresa.

En la mayoría de los ejemplos de cultura corporativa que existen en internet, es posible observar algunas características comunes que de alguna manera terminan viéndose reflejados en buena parte de la filosofía y la cultura corporativa de la empresa.

Integración

No resulta extraña la idea de que la integración destaque como una de las principales características de la cultura empresarial de muchas compañías. Sobre todo, teniendo en cuenta la influencia del internet como un medio de comunicación diseñado para brindar un acceso rápido y fácil a cualquier tipo de información.

Mejoramiento de las condiciones de trabajo

El ambiente y las condiciones dentro de los espacios destinados para los trabajadores es un punto crucial para poder entender realmente qué es la cultura empresarial. Ya que el buen estado y mantenimiento frecuente de las áreas de trabajo, resulta ser un buen incentivo para estimular una actitud más positiva por parte de los trabajadores hacia la empresa.

Promoción de valores

Toda estructura y cultura organizacional de una empresa se centra en la promoción y difusión de valores acordes con los objetivos particulares de la institución. Estos valores no solamente son de utilidad para definir las condiciones de trabajo que promueve la empresa dentro de sus instalaciones; también permiten establecer una serie de características y cualidades que describan el perfil del trabajador que la empresa solicita.

Sentido de pertenencia

Algo que siempre debe estar presente dentro de la cultura corporativa, es el sentido de pertenencia. Debido a que este elemento permite establecer una relación mucho más sólida y profunda con cada uno de los profesionales que hacen vida dentro de la misma.

Creación de un sistema de trabajo único

Una compañía tiene su forma única de abordar los problemas y brindar soluciones eficientes a las necesidades de sus clientes. Este mismo principio es vital para darle una manera mucho más definida a toda la filosofía y la cultura empresarial de un negocio.

Identificación de las necesidades

Si bien puede parecer algo contradictorio, en la mayoría de los ejemplos de qué es cultura empresarial es posible distinguir que muchos de los principios éticos y laborales que forman parte de la filosofía corporativa de una empresa son diseñados tomando en consideración las necesidades reales que existe dentro de la misma para poder cumplir con sus objetivos dentro del mercado.

Evolución

Una cultura fuerte en una empresa es aquella que permanece en un estado constante de renovación y actualización. Incentivado principalmente por una combinación entre las exigencias actuales del mercado competitivo y los requerimientos de los empleados para poder cumplir con los objetivos de una jornada de trabajo.

Elementos que existen dentro de la cultura organizacional de cualquier empresa

A medida que nos adentramos más y más dentro de lo que es el mundo corporativo, se empieza a hacer mucho más fácil comprender para qué sirve la cultura organizacional y de qué forma influye en el día a día de una empresa.

Toda compañía, para funcionar eficientemente, requiere de establecer algunos lineamientos que sirvan de guía para tener una idea mucho más clara no solamente del sistema de trabajo que existe dentro de la misma; sino también para medir la evolución y el rumbo que la misma va a seguir dentro del mercado competitivo. Por este mismo motivo, muchos expertos consideran a la cultura empresarial como una herramienta de planificación en donde se detalla el potencial de crecimiento de un negocio; teniendo en consideración cada una de las estrategias y metodologías establecidas por la junta directiva para alcanzar sus objetivos particulares dentro del mercado.

Cuando hablamos específicamente de los elementos de la cultura corporativa, nos referimos a cada uno de los factores individuales necesarios para el cumplimiento de las metas a corto y a largo plazo; todo esto teniendo siempre presente cada una de los sistemas y lineamientos que son exclusivos de la empresa.

Una vez se tiene bien dominado qué son los corporativos y su relevancia dentro de la estructura organizativa de una empresa, entonces es posible deducir alguno de los elementos más esenciales dentro de la cultura empresarial de cualquier negocio.

Trabajo en equipo

Si se analiza con detenimiento, el trabajo en equipo es la base de cualquier tipo de empresa. Por eso es que cuando llega el momento de definir la cultura corporativa de una compañía, lo primero que se tiene que tener en consideración es la cantidad de roles que deben existir dentro de la empresa y la importancia de cada uno dentro de las actividades y procedimientos requeridos para la comercialización del producto. 

Reconocimiento de los logros individuales

Aunque la cultura corporativa de una empresa se enfoca mucho en el desempeño de grupos grandes, también el reconocimiento de las capacidades y la evolución de cada individuo es otro punto que debe ser destacado dentro de la cultura empresarial de un negocio.

Objetivos comunes

Muchos autores señalan que la cultura de la organización tiene su origen en el establecimiento de objetivos comunes. Mismos que posteriormente procederán a ser transmitidos a cada uno de los trabajadores por medio de los principios éticos y metodológicos que forman parte de la filosofía que refleja la cultura corporativa de la institución.

Perfil de un empleado

Si analizamos con cierto detenimiento un ejemplo de corporativo en el mundo de los negocios actuales, es posible encontrar ciertas características que describen el perfil del empleado que mejor encaja dentro de la filosofía de la empresa. Esto en sí es algo extremadamente valioso para la compañía, pues permite precisar el tipo de personas que la empresa requiere para cumplir con sus objetivos. 

Filosofía corporativa

Dentro de la teoría, la filosofía y cultura corporativa son dos elementos que trabajan de forma conjunta. Ya que ambos ayudan a formar la personalidad de la compañía dentro del mercado y establecer cada uno de los protocolos necesarios para la elaboración y comercialización del producto.

Empoderamiento

Hoy en día las empresas están mucho más consientes del verdadero potencial y valor que posee la opinión de cada uno de los individuos que hacen vida dentro de ella. Por lo tanto, no es extraño que el empoderamiento sea un elemento vital dentro de la cultura empresarial de muchos negocios.

Apertura a nuevas ideas

Es claro que la cultura corporativa consiste principalmente en establecer sistemas y directrices para garantizar el cumplimiento de los objetivos de la empresa. Sin embargo, esto no quiere decir que la institución se niegue a la implementación de ideas nuevas que pudieran resultar beneficiosas.

Sistema de jerarquías

Aunque es innegable que dentro de una compañía debe estar siempre dispuesta a escuchar las opiniones de sus empleados, también es necesario que exista dentro de ella un sistema que permita conservar cierto nivel de orden. De aquí se desprende la necesidad de establecer un sistema jerárquico, cuya finalidad sea garantizar una cierta autonomía a los individuos que se muestran un mejor preparados para ejercer labores más específicas.

Enfoque a futuro

La cultura corporativa no solamente habla de la condición actual de la empresa, sino que también, nos brinda la posibilidad de conocer mejor cuál puede ser su desarrollo y evolución dentro del mercado competitivo. Por eso las estrategias de cambio en la cultura empresarial forman parte de una realidad dentro de todo lo que conocemos como el mundo de los negocios.

5 Empresas que son un ejemplo de cultura corporativa

Aunque no todas las personas poseen una idea clara de lo que significa realmente la cultura empresarial dentro del mundo de los negocios, la realidad es que estamos más familiarizados con este concepto de lo que la mayoría piensa.

Un punto crucial dentro de la teoría de la cultura corporativa, es que la misma sirve para identificar la personalidad que posee la empresa y de qué forma la misma se manifiesta a través del compromiso que la misma asume con sus clientes al comercializar sus productos. Por lo tanto, resulta mucho más fácil poder encontrar buenos ejemplos de cultura empresarial dentro del mercado actual.

De hecho, muchas de las empresas con mayor influencia dentro de los mercados internacionales deben una parte importante del éxito que poseen a su cultura corporativa. Misma que se ve reforzada a través de la imagen de la propia marca que los representa y las estrategias comunicacionales que implementan para crear una conexión emocional más cercana con el público en general.

En el mercado actual no basta solo con ofrecer un producto innovador y que haya sido diseñado para desempeñar su función de forma eficiente, también es valioso cuidar la imagen pública de la empresa que los fabrica. Y la manera más efectiva de lograr este cometido, es a través de los valores y principios éticos que forman parte de la cultura corporativa de la institución.

Google

Es bastante complicado pensar en todos los beneficios de la cultura organizacional puede ofrecer a una compañía, sin analizar con mayor detenimiento el caso particular de Google.

Google no solamente es sinónimo de una de las herramientas predilectas de los usuarios para realizar búsquedas en internet. También, es un fiel exponente del verdadero valor que posee la cultura empresarial en el mercado digital.

Apple

Otro estupendo ejemplo de empresas que han logrado prosperar dentro del mercado gracias a su cultura corporativa, es la famosa marca de tecnología creada por Steve Wozniak y el visionario Steve Jobs.

Si bien los productos de Apple son algo que habla bastante bien en cuanto a los criterios de calidad que posee la empresa. El más grande atractivo que posee la compañía sé su particular enfoque sobre la tecnología como una herramienta para dar rienda suelta a la creatividad del ser humano, un argumento que se ve reflejado en toda su cultura corporativa.

DHL

Desde hace ya más de 10 años, DHL dejó de ser solamente una empresa encargada del traslado de paquetes; para convertirse progresivamente en el gigante del mundo de los envíos que todos conocemos.

A comienzos del 2010, la empresa experimento una renovación total de cada uno de los principios que formaban parte de su cultura empresarial con el fin de brindarle a la compañía una cara mucho más humana. Y el resultado de esta nueva filosofía, es una marca con una visión mucho más amplia y respetuosa de lo que significa confianza que los clientes depositan en ella.

Qatar Airways

Hoy en día muchas empresas perciben a la cultura corporativa como una herramienta comunicacional ideal para expandir y difundir los valores éticos promovidos dentro de ciertas comunidades. Este es el caso de la compañía Qatar Airways.

Después de los atentados del 11 de septiembre, la imagen pública de la cultura árabe ha sido afectada muy negativamente. Por eso, un grupo importante de compañías se han dado a la tarea de cambiar esa percepción a través de la globalización de algunos de los valores humanos más valiosos asociados a esta cultura; y Qatar Airways es una de las que ha ganado más notoriedad dentro de su mercado.

Mercedes-Benz

El prestigio y la historia que rodea a los automóviles de fabricación alemana se deben, en gran parte, al desarrollo de una cultura empresarial basados en los principios como la innovación y la calidad de la ingeniería aplicada a cada una de los vehículos que elaboran.

Para entender mejor cómo aplicar la cultura organizacional en una empresa de forma eficiente. Basta con ver el nivel de compromiso y responsabilidad con los clientes que caracteriza a compañías con tanta historia como es el caso de Mercedes-Benz.

Como hemos visto a lo largo de este artículo, una compañía exitosa es mucho más que solamente calidad y la demanda que existe por los productos que ofrece al mercado. La imagen que esta proyecta al público también tiene su valor dentro del mundo de los negocios, y es aquí en donde la cultura corporativa sale a relucir como una herramienta comunicacional que permite crear cercanía entre la empresa y sus clientes a través de los valores y principios éticos que se reflejan dentro de su filosofía con cada uno de los elementos que forman parte de su cultura empresarial.

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre