lunes, 16 mayo 2022 |

Actualizado a las

11:35

h CEST

18.2 C
Madrid

Relaciones interpersonales: qué son, características, tipos y cómo tener relaciones humanas saludables

5
(3)

Las relaciones interpersonales se dan cuando existe una interacción recíproca entre las personas, ya sean dos o más. Las relaciones humanas son necesarias para el correcto desarrollo del ser humano y son necesarias para la sociedad en todos los ámbitos de la vida.

Cuando nos referimos a relaciones interpersonales, hacemos énfasis en todos los tipos de comunicación recíproca que existen entre dos o personas o más. Entonces, ¿Cuáles son las relaciones interpersonales? Estas interacciones o también relaciones humanas pueden darse personalmente o también con la ayuda de dispositivos móviles con conexiones a Internet. ¿Qué son relaciones interpersonales y para qué sirven? Las relaciones interpersonales son necesarias en el mundo para asegurar su supervivencia e incrementar el conocimiento. Además, es un tipo de comunicación que se da por diferentes motivos, desde una relación familiar hasta para la obtención de un trabajo o cierre de negocio.

Mitos sobre la sexualidad:
25 mitos sexuales, falsas creencias y tabúes que te costará creer (virginidad, sexo anal…)

Leer artículo

¿Qué son las relaciones interpersonales? 

En algún punto de tu vida te has hecho la pregunta ¿Qué es una relación interpersonal? Si buscamos el concepto de relaciones interpersonales en la Real Academia Española (RAE) nos encontraremos con el desglose de ambas palabras por separado, pero al leerlas nos damos cuenta de la conexión de ambas.

En el caso de relaciones, especifica que es “establecer relación entre personas, cosas, ideas o hechos” o mantener un trato social con otra persona. Por otra parte, la definición de interpersonal especifica que se da cuando existe ‘algo’ entre dos o más personas.

Así determinamos que la definición de relaciones interpersonales puede ser que, todos los procesos comunicativos (los sonidos, las señas, los gestos) son de vital importancia para el éxito de las relaciones humanas. ¿Por qué la buena comunicación es importante? Para que todos los relacionados logren transmitir su mensaje adecuadamente y de la mejor forma posible.

Características de las relaciones interpersonales

La principal característica y la más importante de las relaciones humanas, es que se trata de una relación que se da entre dos o más personas. Y cada involucrado tendrá una actitud diferente ante la relación.

En las características de relaciones interpersonales también encontramos que, sin importar el tipo de relación que sea, se pueden presentar discrepancias entre los involucrados y esto determinará el estilo de la relación que se dará.

En todas las relaciones interpersonales suele existir una persona pasiva, que es la que no expresa realmente todas sus opiniones. Mientras que la persona asertiva, es aquella que sabe decir no, explicar la posición que tiene y escuchar al resto del grupo. También se puede encontrar una figura agresiva, que también sabe decir que no, pero de una forma menos compasiva y a través de amenazas y acusaciones se opone a las demás opiniones.

Otra de las características de las relaciones humanas es que pueden ser sanas o insanas.

Importancia de las relaciones interpersonales

Las relaciones interpersonales cumplen un papel fundamental en el desarrollo de los individuos, pero también en su relacionamiento con la sociedad en su conjunto, como veremos ahora.

En el desarrollo personal

Las relaciones interpersonales están presentes en todos los aspectos de la vida. Puede existir una relación padre-hijo, esposo-esposa, de amigos, de trabajo y muchos otros tipos. Todas te harán sentir competente de diferentes formas y se darán en escenarios diferentes, pero con el mismo objetivo: gratificación.

Conectar con personas y desarrollar relaciones personales a largo plazo te hará compartir y vivir experiencias nuevas y de crecimiento. Crecer en un entorno que es socialmente estimulante es necesario para las personas en todos los ámbitos.

En la sociedad

Las relaciones interpersonales en la sociedad son igual de importantes que para el desarrollo personal. Con ellas, es posible el desarrollo y progreso de la misma. El rol diplomático es la prudencia y el tacto con el que se manejan ciertas relaciones para que todo fluya con armonía. La diplomacia interpersonal toma un rol importante en este aspecto de las relaciones.

Tipos de relaciones interpersonales

Existen tantas relaciones interpersonales como características que rodeeen las relaciones que tenemos con los temas. Siendo así, las siguientes son algunas de las tantas que podemos tener a lo largo de nuestras vidas.

Relaciones íntimas o afectivas

En este tipo de relaciones existe una conexión de intimidad y profunda con la otra persona. El afecto en estas relaciones puede ser de diferentes niveles, pero siempre está presente. Son relaciones estables, que se consolidan con el tiempo y son construidas en base a la confianza.

Las relaciones afectivas le dan bienestar a los involucrados, provocan emociones positivas y suelen satisfacer necesidades de pertenencia y afectivas. Las relaciones de pareja, relaciones persona-persona y de amistad son los mejores ejemplos de relaciones íntimas.

Relaciones familiares

Quizás al leer el tipo de relación nos imaginamos de que trata. Las relaciones interpersonales en la familia se crean con los integrantes del núcleo familiar. Está integrado por esas personas que te acompañan durante toda tu vida y han estado presentes desde tu primer día de vida o los momentos más importantes de la misma.

Existe un vínculo de sangre y también son relaciones que se establecen con el tiempo, hay confianza y en algunos casos se mantienen con el principio de autoridad, como por ejemplo la relación padres-hijos. Otros ejemplos de relaciones interpersonales familiares son las de abuelos con hijos, hermanos, padres, sobrinos.

Relaciones superficiales

De acuerdo a la sociedad, son muchas las relaciones superficiales que existen en el mundo. Suelen ser relaciones sin profundidad, pasajeras, sin mucho tiempo invertido. No suelen presentarse sentimientos de afecto entre las partes involucradas y ningún otro tipo relaciones interpersonales afectivas.

Estas interrelaciones personales se dan cuando se acaba de conocer a alguien, o en momentos precisos de nuestras vidas cuando conversas con desconocidos en la calle, en un restaurante, centro comercial o algún otro lugar donde no los volverás a ver.

Relaciones circunstanciales

Las relaciones circunstanciales, es otra de los tipos de relaciones personales que son como el punto medio entre las superficiales y las íntimas. Quizás te preguntes ¿cómo así? Y es que, son relaciones que se dan de forma natural, pero que no son con personas totalmente desconocidas, pero tampoco con las que compartas todo el tiempo de forma frecuente.

No existe un apego o sentimientos profundos entre los involucrados, pero nada impide que puedan llegar a ser íntimos. Los ejemplos más claros y comunes son las relaciones entre compañeros de trabajo.

Relaciones de rivalidad

Se trata de relaciones que surgen de las enemistades, competencia e incluso el odio y rencor. Está dentro de los tipos de relaciones afectivas, aunque no son relaciones que se dan de un día para otro y tampoco tan fácilmente. Son relaciones casi siempre negativas, Es un tipo de relación donde encontrarás enemigos y personas que no deseas cerca de tu círculo personal.

8 consejos para mantener relaciones interpersonales sanas y duraderas

1. Cada persona hace lo mejor que puede

En el mundo, existen diferentes tipos de conciencia. Por lo tanto, las personas no actúan para herir a los demás, solo comparten pensamientos y culturas diferentes. Cuando una persona asume que los demás deben pensar igual que él/ella, están juzgando a los otros y es donde se genera el rencor y los disgustos. Para lograr buenas relaciones se debe evitar juzgar y vivir sin rencor, además, es bueno colocarse en los zapatos del otro y ser compasivo ante lo que vive.

2. Nada debe tomarse personal

Las personas siempre dan los son, por eso no debes tomarte personal lo que digan de ti. Si vives en autocrítica, terminarás criticando al resto. Eres un auto reflejo, como te trates, tratarás a los demás. Busca ser más compasivo contigo y entregarás lo mismo.

3. No se pueden controlar los asuntos de terceros

Cada quien es libre de ser y hacer lo que quiera. No estás en la capacidad de decidir por nadie, ni de obligarlo a nada. Para construir relaciones sanas es importante que sueltes y dejes a las personas tomar sus decisiones y vivir sus consecuencias.

Se dice que existen tres tipos de asuntos: los de la Divinidad, los propios y los de otros. Tú solo preocúpate por los propios, ya que son los que te afectan directamente.  

4. La gratitud y generosidad son clave

Para una buena relación interpersonal y crear vínculos interpersonales es necesario mostrarse agradecido con todo el que te rodea, por eso debes comportarte de una forma adecuada para que las personas acudan a ti y sientan confianza de compartir algo contigo.  

5. Se debe aceptar las críticas y desacuerdos

Para poder convivir con otras personas es necesario aceptar la forma de ser de los mismo, sin llegar a irrespetar a nadie. Lograr aceptar los desacuerdos que tenga es señal de madurez y podrán relacionarse sin dañar la relación y el cariño que logren tenerse.

6. Dedícale tiempo a los seres queridos

Para cultivar una buena relación interpersonal es necesario compartir con otras personas, sobre todo si son familiares. Por eso, es tan importante que no canceles planes a última hora, no llegues tarde a una cena y siempre ten presente a tus familiares y todas las personas que se preocupan por ti.

7. Acéptate y ámate cómo eres

Para poder tener relaciones sanas con terceros, es indispensable aceptarte tal cuál como eres. No es posible crear lazos fuertes y genuinos si no estás contento contigo mismo.

8.  No seas la víctima, ni el salvador

Debes encontrar un punto neutro en las relaciones interpersonales que tengas. Si te colocas en el rol de víctima, serás eco de las desgracias y malos ratos. Mientras que, al tomar el rol de salvador, llegará un momento donde te sentirás sobrecargado y no podrás con tanta presión emocional. Todas las personas son capaces de desarrollar psicología interpersonal o inteligencia social, que es la capacidad del ser humano para comprender a los demás.

En cualquiera de los tipos de relaciones interpersonales que existen es necesario tener una capacidad de comunicación efectiva para el buen intercambio de información. Así mismo, entendemos que las relaciones pueden ser profundas, superficiales, conflictivas, amenas o se pueden dar con una sola persona o con todo un grupo. Lo que definirá los términos y características de todas las relaciones humanas serán los involucrados y las habilidades sociales que tengan para construirlas.

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre