La guerra de Vietnam: el origen de la intervención estadounidense que se saldó con casi 4 millones de civiles muertos

5
(1)

La Guerra de Vietnam fue parte de la Guerra de Indochina y, a su vez, una manifestación de la Guerra Fría entre la Unión Soviética y los Estados Unidos. Este conflicto, que fue la única derrota militar de Estados Unidos en el siglo XX, dejaría importantes secuelas en la memoria colectiva en la nación americana, así como un legado funesto en la región asiática.

La Guerra de Vietnam es uno de los episodios bélicos más recordados y comentados de toda la historia. En su época, fue quizá el conflicto armado con mayor repercusión mediática, y esto fue porque a grandes rasgos fue la primera guerra televisada del mundo. Esto dejaría una gran marca en la memoria colectiva de la humanidad, que vería de primera mano los estragos del conflicto en territorio vietnamita.

Éxtasis para curar
a veteranos de guerra

Leer artículo

Además de lo anterior, este conflicto también destaca por ser la primera derrota militar de Estados Unidos en el siglo XX, lo que significó el avance del comunismo en la región de Indochina.

Antecedentes

La región de Indochina había sido una colonia de la Tercera República Francesa hasta 1940. Dicha situación cambiaría con la derrota de Francia a manos de la Alemania nazi en ese mismo año, que dividiría a la región entre la Francia libre y la Francia ocupada.

El país galo pasaría a tener un gobierno títere en la forma de la Francia de Vichy, lo que dejó a los franceses en Indochina en una situación frágil que sería aprovechada por Japón, que procedió a ocupar Indochina en 1940 como parte de su política expansionista.

El año siguiente iniciaría una revuelta en la región de Indochina que fue promovida por el Viet Minh, una fuerza guerrillera que buscaba poner un fin tanto a la ocupación japonesa como a la dominación colonial de Francia.

El Viet Minh, liderado por Ho Chin Ming, definió un programa de medidas políticas, económicas y sociales que le harían ganar la simpatía de las masas vietnamitas, y para 1945 ya contaba con 500.000 personas.

Concluida la Segunda Guerra Mundial, Francia se negaba a escuchar el reclamo de los insurgentes, lo que contribuiría al inicio de la Primera Guerra de Indochina (1946-1954).Este conflicto terminaría con la derrota francesa en 1954. Poco después tuvo lugar la Conferencia de Ginebra, evento en que se establecieron una serie de acuerdos:

  • El retiro de Francia y el término de su dominación colonial en la región
  • Independencia de Laos y Camboya
  • División de Vietnam en dos Estados separados: Vietnam del sur, presidida por el emperador Bao Dai, y Vietnam del norte, liderada por Ho Chi Ming.
  • Celebración de un referendo popular en 1958 que decidiría la reunificación del país o su separación definitiva.

Causas

Uno de las causas más importantes de la Guerra de Vietnam fueron las diferencias y tensión ideológicas entre los dos Estados vietnamitas; Vietnam del sur estaba del lado de la democracia liberal, el capitalismo y la economía de mercado, mientras que Vietnam del norte se caracterizó por una economía planificada y el dominio del comunismo.

A su vez, estos rasgos reflejaban los signos de las dos superpotencias mundiales de ese entonces, Estados Unidos y la Unión Soviética, que dieron lugar a la política de bloques que caracterizaría al mundo bipolar de la Guerra Fría.

Vietnam del Sur se negó a realizar el referendo pautado en la Conferencia de Ginebra porque sus dirigentes sabían que su contraparte del norte querría establecer un Estado más cercano al modelo político de China y la Unión Soviética.

En cambio, en Vietnam del sur se anhelaba un modelo sociopolítico más cercano al de Estados Unidos, cosa que no era casualidad dada la cercanía que los asesores militares norteamericanos tenían dentro del gobierno vietnamita a lo largo de los cincuentas y que incrementaría con la década siguiente.

A Estados Unidos no le convendría la expansión del comunismo en Indochina o en ninguna región del mundo si se mantenía sujeta a la doctrina Truman, una política exterior estadounidense propuesta por el presidente Harry Truman al congreso de E.E.U.U. en 1947. En términos básicos, esta doctrina buscaba apoyar a los pueblos y naciones que estuviesen a manos de regímenes autoritarios y totalitarios porque, desde la perspectiva de Truman, dichos regímenes representaban una amenaza para la paz internacional y para Estados Unidos en consecuencia.

A pesar de que esta política se gestó en el transcurso de la guerra civil griega (1946-1949), ella fue extendida de manera informal para brindar una justificación ético-moral hacia las políticas de contención del comunismo patrocinado por la Unión Soviética en el transcurso de la Guerra Fría.

De este modo, Estados Unidos se encontraría en capacidad de brindar ayuda financiera y asesoramiento militar a los países que estarían cerca de caer bajo el dominio del bloque soviético. Si era necesario, Estados Unidos también podría contar con participación militar directa.

Detonantes de la guerra y de la intervención estadounidense

La Guerra de Vietnam empieza a gestarse durante la década de los cincuentas cuando comienzan a ocurrir episodios de violencia política dentro de Vietnam del Sur. Con el tiempo se supo que estos episodios estaban siendo impulsados por el Frente Nacional de Liberación de Vietnam, o Vietcong, que fue un frente guerrillero insurgente y apoyado por el gobierno del norte.

La inestabilidad política en Vietnam del Sur llegaría límites insospechados con el asesinado del presidente Ngo Dinh Diem en el golpe militar de 1963. Esta fue una situación que su contraparte del norte veía con beneplácito, y que capitalizó con el incremento y fortalecimiento de sus guerrillas.

Por parte de Vietnam del Sur, el Estado observó el ascenso y caída de numerosos regímenes militares que, desde el otro lado de la frontera, eran vistos como gobiernos títere de Estados Unidos.

A pesar de que la participación estadounidense en el conflicto iba escalando desde la presidencia de Kennedy, la nación no se involucraría militarmente de manera directa sino a partir de 1954, en el transcurso del gobierno de Lyndon B. Johnson. Esto debido al Incidente del Golfo de Tonkín, en el que naves norteamericanas supuestamente habían sido agredidas.

Posteriormente se determinaría que dicho incidente nunca ocurrió, lo que significaría que Estados Unidos fingió el incidente para contar con una justificación para ir a la guerra. En retrospectiva, este sería uno de los errores que perjudicaría la credibilidad de la nación.

Ocho días después del “ataque”, el presidente Johnson firmaría la Resolución del Golfo de Tonkín. Este documento le proveía autorización al mandatario de usar fuerzas militares convencionales en el Sudeste Asiático, y sin una declaración de guerra formal por parte del Congreso. De este modo, Estados Unidos ya se encontraba de participar en la guerra como un actor militar activo y del lado de Vietnam del sur.

Dada la desaparición del gobierno de Vietnam del Sur y la reunificación de Vietnam en un solo país, la República Socialista de Vietnam, bajo el liderazgo de los líderes comunistas de la ahora extinta Vietnam del Norte, este conflicto sería la primera derrota militar de Estados Unidos en toda su historia, así como su única a lo largo del siglo XX. En lo geopolítico, este resultado conllevaría la pérdida de influencia del gobierno estadounidense en la región de Indochina y el consecuente avance del comunismo.

El gobierno estadounidense fue duramente criticado por la sociedad de E.E.U.U. en el transcurso de la guerra debido a que los ciudadanos pensaban que la guerra no valía la muerte de soldados estadounidense en territorio extranjero, y las consecuencias que el conflicto tenía en el comercio. Robert McNamara, secretario de defensa, fue una de las figuras con mayor culpa para la opinión pública dado que, durante su periodo, el número de soldados en territorio vietnamita incrementó conforme avanzaba el conflicto.

En este enfrentamiento murieron aproximadamente 4 millones de civiles y militares vietnamitas, así como 60 mil soldados estadounidenses.

Vietnam también sufriría de una contaminación y devastación agrícolas sin precedentes por el uso de armas químicas por parte de la fuerza aérea de los Estados Unidos, uno de los aspectos más controversiales y repudiados del conflicto y que dejaría una importante deuda moral en la nación americana.

Puntúa este contenido

Puntuación: 5 / 5. Votos: 1

Referencias:

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre