La jornada laboral en los diferentes países del mundo

4.8
(6)

Las empresas más prósperas del planeta han conseguido desmitificar las largas jornadas de trabajo y hoy en día destacan por tener trabajadores altamente productivos. De forma general, son los países los que establecen los límites de la jornada laboral, lo cual influye directamente en los índices de productividad, eficiencia y bienestar laboral.

Según el trabajo de investigación titulado “Working Time and the Future of Work” realizado en el 2018 por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), pese a que existe una tendencia mundial que apunta hacia la reducción de la jornada laboral, lo cierto es que, aún hay países con empleados que trabajan más de 48 horas por semana.

El continente europeo y el oceánico son los que menos horas de trabajo semanal dedican, en contraste con América, China y África.

PaísJornada
laboral
Horas laborales
semanales 
Días laborales
por semana
Holanda5-6 h29 h5 días
Dinamarca6-7 h33 h5 días
Irlanda6-7 h34 h5 días
Francia7 h35 h5 días
Suiza7 h35 h5 días
Alemania7 h35 h5 días
Australia8-9 h35 h4 días
España8 h40 h5 días
Luxemburgo8 h40 h5 días
Suecia8 h40 h5 días
Nueva Zelanda8 h40 h5 días
Ecuador8 h40 h5 días
Cuba8 h40 h5 días
Venezuela8 h40 h5 días
EE UU8 h40 h5 días
Polonia8 h40 h5 días
Chile9-10 h48 h5 días
México9-10 h48 h5 días
Colombia9-10 h48 h5 días
Argentina9-10 h48 h5 días
Bolivia9-10 h48 h5 días
Perú9-10 h48 h5 días
Sudáfrica10 h50 h5 días
Bélgica10 h50 h5 días
Corea del Sur10-11 h52 h5 días
China12 h72 h6 días

La jornada laboral en Europa

Respecto a la jornada laboral europea, el lapso de horas semanales varía según cada país, siendo la media de 40 horas, es decir, una jornada laboral de 8 horas al día.

Encabezan el ranking Holanda, con un límite máximo de 29 horas semanales (5-6 horas diarias), Dinamarca, con 33 horas semanales (6 horas diarias) y, por último, Irlanda, con 34 horas de trabajo a la semana (6-7 horas diarias).

En Francia, Suiza y Alemania se trabaja 35 horas semanales (7 horas diarias), mientras que en España, Luxemburgo y Suecia, la duración máxima es de 40 horas semanales (8 horas diarias).

Los países que registran el horario de trabajo con la jornada más extensa de toda Europa son Polonia, con un máximo de 48 horas semanales (9 horas diarias) y Bélgica, donde el límite es de 50 horas semanales (10 horas diarias).

La jornada laboral en Oceanía

En Australia, conforme a la legislación existente, la jornada de trabajo está fijada en 7 horas (un máximo de 35 horas semanales) salvo que se pacten horas extraordinarias. Esto equipara al continente australiano con el europeo, con los límites de trabajo semanal más cortos del mundo.

La diferencia del modelo de trabajo australiano es que ha implementado con éxito, en la mayoría de sus empresas, la estrategia de trabajar 4 días a la semana. Allí se descansa los miércoles, sábados y domingos, lo cual se ha traducido en mayores índices de productividad, eficiencia y bienestar laboral.

A raíz de su éxito, la jornada laboral australiana está siendo replicada en muchas empresas de EE UU, Suiza, Alemania, España y otros países de Europa. Respecto a esto, países como Inglaterra están valorando la posibilidad de reducir oficialmente el tiempo de trabajo a 4 días a la semana.

A raíz de su éxito, la jornada laboral australiana está siendo replicada en muchas empresas de EE UU, Suiza, Alemania, España y otros países de Europa. Respecto a esto, países como Inglaterra están valorando la posibilidad de reducir oficialmente el tiempo de trabajo a 4 días a la semana.

En Nueva Zelanda, la legislación laboral vigente establece 40 horas de trabajo semanal (8 horas al día). No obstante, el gobierno neozelandés está considerando reducirla a 32 horas y 4 días por semana (en una jornada de 8 horas diarias), todo ello con el propósito de fomentar el turismo y reactivar la economía.

La jornada de trabajo en América

En Latinoamérica, los límites semanales de trabajo difieren en cada nación. Generalmente, el tiempo de trabajo semanal oscila entre 44 y 48 horas. El horario de trabajo más breve lo tienen Ecuador, Cuba y Venezuela con 40 horas semanales; mientras que en Chile, México, Colombia, Argentina, Bolivia y Perú es de 48 horas.

En Norteamérica, por norma general, la dedicación al trabajo se encuentra limitada a un máximo de 40 horas semanales. Al igual que en el resto de los países americanos y europeos, se puede trabajar a tiempo completo o parcial con posibilidad de acordar horas extras.

La jornada de trabajo en África

África es uno de los continentes del planeta donde se trabaja sin limitaciones de tiempo.

La mayoría de los países africanos carece de normativas que contemplen un límite máximo de duración de la jornada semanal de trabajo, salvo Sudáfrica, donde se trabaja de 48 a 50 horas semanales de media.

Los analistas de los derechos laborales estiman que casi un tercio de la fuerza de trabajo africana supera con creces las 48 horas semanales sugeridas por la OIT.

La jornada de trabajo en Asia 

Según cifras recientes de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el continente asiático es el lugar del mundo donde se trabaja la mayor cantidad de horas a la semana. Casi la mitad de las naciones asiáticas no tienen tope alguno para limitar la duración de la jornada y algunos países orientales que establecen hasta 60 horas semanales.

En China se permiten largas jornadas de trabajo debido a la cultura empresarial del trabajo sin tregua. De hecho, existen condiciones de trabajo que legalizan un sistema de jornada laboral diaria de 12 horas durante 6 días a la semana y con 1 día de descanso semanal. A este sistema de trabajo se le conoce como el “Empleo 996” (de nueve de la mañana a nueve de la noche, seis días por semana).

La excepción a la regla general asiática es Corea del Sur, quien prevé establecer el umbral máximo a 52 horas por semana.

Algunos especialistas sostienen que las semanas laborables extendidas no son garantía de buen rendimiento. Hay quienes vaticinan que la jornada laboral en el futuro se irá reduciendo poco a poco, sobre todo debido a los cambios de hábitos, al creciente uso de la tecnología y a la implementación de la inteligencia artificial, que ya permiten una mayor productividad.

Puntúa este contenido

Puntuación: 4.8 / 5. Votos: 6

Referencias:

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre