¿A que no conocías estas curiosidades sobre los piratas?

5
(1)

Los piratas han tenido una amplia representación en la cultura popular, pero todavía no sabemos todo lo que podemos saber sobre esta profesión tan arriesgada.

Hoy en día resulta muy apasionante hablar de los piratas. Tal vez esto se deba a todo el imaginario que las películas han desarrollado sobre ellos. Además, hubo siempre una literatura de corte romántica que idealizó su figura como el símbolo de la libertad del hombre frente a la sociedad atravesada de normas y leyes.

Piratas españoles:
Quiénes eran y por qué se hicieron tan famosos

Leer artículo

Pero no se puede negar que, cincluso hoy en día, a aquel que escucha la palabra “pirata” en alta mar le recorre un frío brutal por el espinazo. Porque, dejando aun lado la versión más romántica, los piratas al fin y al cabo son personas que se dedican al pillaje en historias que normalmente no tienen un final feliz.

Con todo, la vida de los piratas de antaño sigue siendo fascinante a la luz de los tiempos modernos. A continuación lo demostramos aportando algunos de los datos más representativos de su cultura e historia.

1. Pirata: un término reciente de origen remoto

La palabra “pirata”, proveniente de “peirates”, que significaba originalmente el acto de obtener fortunas a través de acciones aventureras. Pero, a pesar del origen latino del término, la verdad es que dicha actividad existía mucho antes de que la palabra se inventara.

Esto se sabe porque hay registros en la historia que demuestran que al menos desde el antiguo Egipto había actividades piráticas, especialmente durante el gobierno del faraón Ramsés III.

2. No todos los piratas tenían la misma clase

El hecho de que se movieran en barcos no los convertía a todos en piratas. De hecho, en el siglo XVI surgió una figura distinta que se dedicaba a actividades ilícitas: los bucaneros, muy presentes en el continente americano.

Los bucaneros se dedicaban a vender carne ahumada a los barcos que transitaban las zonas del Caribe. Este alimento recibió el nombre de “bucan”, porque así era como los indios caribeños lo llamaban.

Al no pagar impuestos a la Corona española, esta tomó represalias contra ellos matando a los animales con los que comerciaban, lo que hizo que abandonaran la actividad bucanera para convertirse abiertamente en piratas. De ahí la confusión que hay entre esos dos términos.

3. No siempre terminaban bien

La piratería era una actividad peligrosa que tenía riesgos muy altos.

Se cuenta que Julio César, antes de ser emperador, fue secuestrado por unos piratas de Sicilia. Estos pidieron veinte talentos de plata por el rescate, pero él mismo les incitó a que pidieran cincuenta, algo que hicieron con gusto.

Los piratas recibieron la paga y le dejaron marchar. Desde ese día César juró matar a cada uno de los responsables del secuestro, cosa que cumplió tiempo después cuando le tocó dirigir el destino de Roma.

4. Se regían por un código de honor

A pesar de ser criminales temidos, había un código inquebrantable entre ellos que no se rompía jamás. De hecho, por ley tácita, un pirata no mataba a otro a menos que este rompiese el código.

Cuando esto pasaba, el desdichado recibía una hoja en blanco con una gota de tinta negra en el centro. Esta era la señal que le decía que sería asesinado tanto si permanecía en el barco como si se le hallaba a la fuga.

5. Había reglas estrictas dentro del barco

Las reglas por las que se regían solían ser en algunos casos muy rudas. El pirata Bartholomew Roberts fue conocido –además de por ser uno de los piratas más exitosos de la historia con al menos 400 atracos en su haber–, por imponer un estricto reglamento a su tripulación:

Para empezar, estaban prohibidos los juegos y las peleas por la plata, y no se podían subir niños ni mujeres a bordo, a los que tampoco se podía maltratar. Además, las velas de los camarotes y bodegas se apagaban a las ocho de la noche para dormir.

Si alguien osaba romper las normas sencillamente era abandonado en una isla desierta, eso sí, con una botella de ron y una pistola con una sola bala.

Puntúa este contenido

Puntuación: 5 / 5. Votos: 1

Referencias:

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre