sábado, 4 febrero 2023 |

Actualizado a las

20:25

h CEST

14.3 C
Madrid

Brecha digital: ¿cómo nos afecta y cómo se pueden reducir sus terribles efectos?

Puntuación media: 5 | Votos: 1

El concepto de brecha digital ha ido evolucionando a lo largo de los años, especialmente desde el nacimiento de las TI de alcance masivo como las redes 4G y los servicios especializados de internet. Plataformas cotidianas que no llegan a la mitad de la población. Hoy veremos en qué consiste la llamada fractura digital, lo que provoca y formas de frenar la brecha tecnológica de una vez por todas.

La mayoría de las personas que la experimentan, ni siquiera son conscientes de que qué es una brecha digital y del impacto que esta tiene en el desarrollo de sus vidas. Sin embargo, pierden diariamente oportunidades de desarrollo a causa de este desconocimiento. Esta es una de las principales razones que ha inspirado a tantos medios para hablar sobre el fenómeno de la brecha tecnológica a nivel social y hacer conciencia sobre los motivos que generan la brecha digital en el mundo. A continuación, se detalla de manera resumida y clara qué es brecha digital, las consecuencias de la brecha digital y lo que se puede hacer para frenarla.

14 principales plataformas de educación virtual:
Las mejores plataformas para aprender y mejorar tus habilidades

Leer artículo

¿Qué es la brecha digital?

La brecha digital hace referencia a la desigualdad en el acceso, dominio y calidad de la tecnología de la información (TI) que existe entre distintos grupos sociales.

Se desconoce el origen exacto del término, sin embargo, este se ha extendido con mucha rapidez a lo largo del mundo con distintos nombres como: Pobreza digital, fractura digital, abismo tecnológico, entre muchos otros. Ha sido un tema de estudio sociológico y político que va consiguiendo cada vez más relevancia a medida que la diferencia con respecto a los países en vía de desarrollo se acentúa.

La brecha digital no debe ser entendida como una pequeña diferencia entre estratos sociales, sino más bien como un abismo entre realidades. Un ejemplo de ello pueden ser las comunidades o incluso países donde el simple hecho de acceder a internet es un lujo casi imposible.

La definición de brecha digital sugiere, en el peor de los casos, la producción de nuevos tipos de poblaciones vulnerables.

Causas de la brecha digital

A continuación, se enumera los motivos que generan la brecha digital. Basados en los distintos estudios que hay actualmente al respecto, se extraen causas recurrentes como:

  1. Falta de inversión gubernamental en infraestructura tecnológica.
  2. Diferencia entre los recursos socioeconómicos de la población.
  3. Sesgos de religión, etnia, raza, género y orientación política.
  4. Factores sociales y culturales en oposición a las nuevas tecnologías.
  5. Falta de incentivo y de capacitación en el uso de plataformas tecnológicas.
  6. Limitaciones en la política pública.
  7. Dificultades asociadas a la logística y condiciones geográficas.

Es importante entender en qué consiste la brecha digital y estudiar estas causas al detalle para diseñar mejores mecanismos que prevención.

Tipos de brechas digitales

De la misma forma que existen diferentes causas que pueden motivar la aparición de la evidente brecha digital entre poblaciones, también existen diversos tipos, con sus consecuencias, impactos y posibles soluciones puntuales:

Brecha geopolítica

La brecha tecnológica geopolítica se origina o fundamenta a través de complejos factores geográficos y políticos que dificultan el acceso de la población a la tecnología de la información.

Las zonas rurales aisladas, por lo general, suelen requerir inversiones más elevadas en infraestructuras para poder proveer de los servicios básicos de comunicación y en caso de hacerlo, esto se traduce en un costo más elevado y por ende en una menor accesibilidad.

Disputas políticas entre las entidades gubernamentales y proveedores, también pueden derivar en este tipo de exclusión digital.

Brecha de conocimiento

Una de las principales brechas tecnológicas gira en torno a la capacidad o conocimiento necesario para el uso de la tecnología. También es conocida como brecha de uso.

En muchos sectores del mundo, especialmente en América Latina, existe la posibilidad de conseguir acceso limitado a la tecnología de la información, pero gran parte de la población no tiene la capacitación necesaria para utilizarla.

Esto deriva en un mal uso de la tecnología y en un desperdicio enorme de infraestructura, casi tan perjudicial para la población como la inexistencia de la misma.

Brecha generacional

La brecha generacional se estudia como un fenómeno acentuado en la población mayor de 50 o 60 años que es reacia a implementar la tecnología, que la perciben como una barrera o que en su defecto encuentran en su diseño fallas frecuentes que dificultan su uso.

Esto provoca que la población mayor sea dependiente de los más jóvenes para realizar tareas que, en un contexto más inclusivo, deberían representar una ventaja.

Reservar citas médicas, solicitar productos a domicilio, contactar servicios de emergencia y encontrar asesoría personalizada, son ejemplos de oportunidades que puede ofrecer el internet y de los que la población mayor puede beneficiarse si la brecha se disminuye.

Brecha de asequibilidad

Una de las brechas más evidentes son las que se relacionan con los factores socioeconómicos y que se estudian a lo largo de las comunidades del mundo.

La tecnología de la información es costosa y a medida que se vuelve más sofisticada esta característica se hace cada vez más importante. Lo peor, es que este efecto se retroalimenta. Es decir que, a mayor brecha de acceso, mayor dificultad para el desarrollo económico de la población y esto a su vez aumenta la brecha.

Brecha de calidad

Con una penetración tan importante de dispositivos como los teléfonos celulares inteligentes en el mundo, incluso donde el acceso a la tecnología es un lujo, surge una nueva brecha tecnológica y es la que se mide en términos de calidad.

Mientras algunos países celebran la incorporación de redes con 10 Mbps a través de fibra óptica, otros incorporan de manera cotidiana redes de hasta 10 gigabits.

La diferencia es de hasta 1.000 veces más velocidad de transmisión, lo que afecta a todos los servicios que se pueden encontrar en la red y limita las opciones de la población.

Efectos de la brecha digital

Independientemente de que las personas conozcan o no qué es la fractura digital, esta sigue manifestándose y a medida que se acentúa, comienzan a surgir problemáticas asociadas bastante graves que tientan contra el desarrollo de las comunidades y cuyos efectos se perciben de manera más intensa en las poblaciones vulnerables. Entre ellos se encuentran:

Aislamiento

Una brecha tecnológica muy acentuada produce aislamiento de las comunidades y grupos sociales vulnerables, al mismo tiempo que los mantiene incomunicados por largos periodos de tiempo debido a condiciones recurrentes como la inestabilidad en los servicios, los fallos habituales en la TI más antigua o problemas de compatibilidad con la plataforma tecnológica global.

Los problemas de comunicación derivan en bajo potencial de accesibilidad a servicios, escasa conexión con el mundo exterior y perdida de relaciones humanas efectivas.

Efectos educativos

Durante la pandemia por COVID-19 se evidenciaron varios ejemplos de brecha digital muy graves en lo que respecta a la educación.

Mientras que en la mayor parte del mundo desarrollado los jóvenes accedieron a aulas virtuales y recursos digitalizados gratuitos, los países en vía de desarrollo se retrasaron al menos uno 2 años.

Sin conexiones de red estables ni acceso a los medios básicos, estructuras como la educación virtual se hicieron un avance muy complejo de implementar.

Fallas en la toma de decisión

Una población que no puede acceder a información veraz, globalizada y completa sobre su entorno, es incapaz de tomar decisiones documentadas al mismo nivel que los grupos con un acceso inmediato y completo a lo último en TI.

Esto afecta tanto a nivel personal, como social y familiar a las poblaciones más vulnerables.

Retraso en el crecimiento económico

El analfabetismo digital o la total falta de una TI básica acorta las oportunidades de los sectores vulnerables de la población, lo cuales no pueden acceder a la oferta global de trabajos, competir por mejores puestos, especializarse en sus respectivos campos de estudio, emprender en negocios digitales o conseguir información veraz para innovar en sus comunidades.

La suma de estos factores deriva en un menor índice de desarrollo económico general para toda la comunidad.

Incremento significativo en las diferencias sociales

Se estima que un porcentaje cercano a la mitad de la población global carece de acceso total o parcial al internet o existen elementos sociopolíticos que imprimen reglas restrictivas en cuanto a su libertad de uso. Esta barrera digital entre sectores específicos de la población aumenta significativamente las diferencias sociales entre los individuos.

Cómo reducir la brecha digital

La brecha digital en sí misma es inevitable y ha existido en todos los contextos sociales desde el inicio de la era tecnológica. Pero no a un nivel tan acentuado como el que se puede evidenciar hoy día. Aún más con la capacidad de acceder a mercados globalizados y a TI con origen en cualquier lugar del mundo.

Para hacerle frente a esta condición, el objetivo debe apuntar a estrategias que permitan reducir esta brecha hasta niveles, al menos, sociales, donde evadir el uso tecnológico sea una elección, más que una imposición ambiental.

Algunas estrategias que se implementan actualmente son:

Alfabetización digital

Latinoamérica lidera la implementación de planes de alfabetización digital, con programas dirigidos a las escuelas y universidades.

El objetivo es educar a la población sobre las bondades de las TI y de cómo pueden sacarle el máximo provecho a la estructura existente, derivando en mayores oportunidades de desarrollo para todos.

Se entiende que estas estrategias serian menos necesarias si la población contara con los recursos económicos necesarios, pero al menos resulta en una solución efectiva a corto plazo.

Inversión en infraestructura de calidad

Uno de los puntos clave dentro de la profundización de la fractura digital es la falta de inversión por parte de los países en vía de desarrollo en infraestructura que soporte al menos velocidades de internet más rápida, torres de comunicación más estables y servicios más económicos en general.

En muchos casos, se debe a la falta de visión de las entidades gubernamentales y de la población en general sobre los beneficios que esto supone. Sin entrar en temas más profundos como la pobreza extrema o la escasez de recursos.

Las acciones a tomar, entonces, deben girar en torno a la concientización de este problema y demandar una mayor inversión hacia la TI.

Proyectos de asequibilidad básica

Como se ha mencionado antes, la TI es relativamente costosa, no solo en infraestructura sino en dispositivos y mantenimiento.

Para conseguir una mayor sostenibilidad existen proyectos como Free Basics, Starlink y OneWeb que prometen llevar conexiones más asequibles a las redes de información, así como estructuras básicas que sirvan de puente para las poblaciones más vulnerables.

Esto será posible siempre que el producto resultante no sea una vía de comercialización directa de la información de usuario, sino un acceso libre a la TI como derecho humano.

Centros de información gratuitos

Un esquema que ha ayudado a reducir la brecha tecnológica es el acceso gratuito a instalaciones científicas y de desarrollo a los estudiantes. Estos centros de información sirven como puerta de salida al mundo digital y son una oportunidad interesante que permite el desarrollo de la población más vulnerable.

También existen proyectos como el One Laptop per Child (OLPC) que buscan dotar de equipos esenciales para las TI a los niños de regiones pobres o aisladas.

Dotación básica de tecnología en las escuelas

Los proyectos de alfabetización digital no funcionan si no vienen acompañados de instalaciones tecnológicas básicas para que la juventud pueda experimentar los beneficios de las TI o al menos aprender de ellos desde una perspectiva práctica. Por ende, la dotación pública de equipos tecnológicos es una buena alternativa para combatir la fractura mundial.

El primer paso ya se ha dado, cada vez son más los medios que intentan dar visibilidad a este problema, informando qué es la brecha digital, los tipos que existen y dando voz a los proyectos que buscan disminuirla. Siendo además un problema que compete a todos los sectores de la población, puesto que una disminución de la brecha tecnológica se traduce en un desarrollo económico general que beneficia a la sociedad por completo.

Referencias:

Cita este artículo

Pincha en el botón "Copiar cita" o selecciona y copia el siguiente texto:

Cedeño, Carlos. (2022, 20 diciembre). Brecha digital: ¿cómo nos afecta y cómo se pueden reducir sus terribles efectos?. Cinco Noticias https://www.cinconoticias.com/brecha-digital/

¿Te ha gustado este contenido?

Valóralo y ayúdanos a mejorar

Puntuación media: 5 | Votos: 1

Carlos Cedeño
Carlos Cedeño
Licenciado en Ingeniería de Sistemas por la Universidad de Oriente (UDO), en Cumaná, Venezuela. Especialista en marketing y SEO.
Cinco Noticias / Ciencia & Tecnología / Brecha digital: ¿cómo nos afecta y cómo se pueden reducir sus terribles efectos?

No te pierdas...

Lo último

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre