Consejos para identificar y contrarrestar el estrés cotidiano

3.5
(11)

El estilo de vida moderno está cargado de situaciones que generan ansiedad e irritabilidad, y saber identificarlas es un paso crucial para minimizarlas.

La vida moderna dispone de numerosos beneficios para todas las sociedades a escala global. Desde la inmediatez informativa y los sistemas de transporte, hasta los avances en salud, el ser humano está viviendo un futuro con el que hace 40 muchos soñaban.

Sin embargo, no todo son ventajas. El precio que hay que pagar por el vertiginoso estilo de vida del siglo XXI es uno que trae de cabeza a millones de personas. Se trata del estrés, un estado de cansancio mental que, por lo general, es provocado ante la exigencia de un rendimiento extra (profesional, personal, deportivo, etc.).

En los tiempos que corren es usual que las personas se sientan agobiadas al menos una vez al día. Las responsabilidades en el trabajo, en el hogar, con la familia y otros compromisos, pueden generar un alto nivel de irritabilidad que, de no tratarse a tiempo, puede generar consecuencias a medio y a largo plazo.

Carrera de productividad

Los especialistas en psicología hablan de que en el mundo actual da la impresión de que todo es una carrera de productividad y que la ganará la persona que más cosas haga. Un aspecto es cierto, quien más se mueva para alcanzar sus objetivos es quien más posibilidades tiene de lograrlos. No obstante, el problema surge cuando las personas se mueven sin tener un objetivo claro.

La primera acción a seguir para manejar el estrés es identificar las situaciones que lo producen. Cada persona puede experimentar el estrés de forma diferente. Es decir, hay quienes lo manifiestan con enfado, mientras que otros pueden comenzar a sufrir de insomnio, malestar estomacal o hasta fuertes dolores de cabeza.

Hay personas que para hacer más llevadero el estrés recurren a estrategias poco saludables como comenzar a comer en exceso, beber, consumir drogas o fumar, lo que es un error porque se trata de soluciones momentáneas perjudiciales para el cuerpo.

Vías para contrarrestarlo

Mujer haciendo ejercicio (Pixabay)

El estrés es un padecimiento que va en aumento y que preocupa a los expertos en salud mental. Es importante saber manejar los momentos de estrés debido a que la persona comienza a ser más productiva, eficaz y, sobre todo, feliz.

Son numerosos los consejos para lograr manejar el estrés o las situaciones de dificultad. Algunos son evitar los episodios estresantes, hacer ejercicio, realizar actividades placenteras, cuidar la alimentación, descansar bien durante las noches y acudir a fisioterapia para contrarrestar la tensión muscular.

Los resultados no aparecerán de la noche a la mañana. Solo a través de la práctica continua de actividades de esparcimiento, descanso y relajación, los resultados podrán percibirse con el transcurrir de las semanas.

En este punto hay que recordar un elemento muy importante: la cotidianidad nunca estará libre de estrés, y el problema siempre estará ahí de alguna forma u otra. Los individuos deben asumir esta situación y buscar la fórmula para convivir con él, pero de una forma que no afecte a su salud, a su desempeño profesional o a su familia.

Las corporaciones internacionales se han percatado de esta situación desde hace algunos años y ya han comenzado a tomar medidas al respecto. Por ejemplo, hay empresas en las que se han habilitado espacios para la recreación de sus trabajadores en el tiempo libre.

Vida equilibrada

Todos desean una vida con el menor nivel de estrés posible. Para alcanzar este objetivo la persona debe realizar un análisis profundo sobre su vida y determinar qué puede mejorar para aliviar la presión del tiempo o los plazos de entrega.

La palabra clave en este caso es el equilibrio. Por ejemplo, la gran mayoría de los individuos necesitan trabajar y tener responsabilidades, pero también es necesario que exista tiempo suficiente para la diversión y para recuperarse de los episodios de presión.

Tener cerca a la familia y conectarse con otras personas siempre sumará puntos a la hora de evitar la ansiedad y las tensiones. Hay quienes van más allá y deciden ofrecer servicio social voluntario, llamar a viejos amigos o conocer nuevas personas inscribiéndose en un club o apuntándose a clases grupales.

El estrés es un enemigo silencioso, y cada persona debe tomar las riendas para minimizarlo y evitar males mayores en el futuro.

Referencias:





Puntúa este contenido

Puntuación: 3.5 / 5. Votos: 11

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre