Escritura en la pared: significados, historia de la mano en la Biblia y expresiones hispanas equivalentes

5
(1)

"The writing on the wall" es una expresión de habla inglesa que se traduce al castellano como "la escritura en la pared". Dicha expresión tiene su origen en la Biblia, específicamente en un versículo bíblico asociado a una catástrofe predicha por una supuesta "mano en la Biblia". ¿Qué hay detrás de todo esto?

Es muy probable que más de una vez hayas escuchado el término “Escritura en la pared” y te suene extraño o no sepas a que se refiere. En este artículo te explicaremos cuál es su significado y de donde proviene esta expresión, que quizás, también relaciones con “la mano en la pared” y está muy conectada con la biblia y un versículo en particular. Es conocido como uno de los versículos bíblicos para poner en la pared del hogar, que nos recuerde la importancia de agradecer a Dios por cada día.

Ciencia vs. religión:
Todas las respuestas a la batalla más larga de la historia

Leer artículo

Qué significa la escritura en la pared

Baltasar y la escritura en la pared es una expresión que surge de un relato bíblico, específicamente en el libro de Daniel 5: 1-31. Es una frase que connota desgracia o catástrofe, ya que hace alusión a la caída de Babilonia. Desde entonces, se utiliza para hacer referencia de algún evento premonitorio.

En la actualidad, se pueden encontrar muchas interpretaciones y adaptaciones, entre ellas, la escritura en la pared para niños. Una versión sencilla y elocuente para que los más pequeños entiendan este pasaje bíblico con mucha importancia.

Las letras de Daniel se conocen desde A.C.

la historia de la escritura en la pared habla sobre una gran catástrofe. En concreto, los hechos premonitorios, sobre la caída de Babilonia en el año 539 a.C. De acuerdo al relato en el libro de Daniel, durante un banquete que realizó el rey Baltazar de Babilonia, en el que utilizó unos vasos sagrados del templo de Salomón de Jerusalén, apareció una mano de la nada (que sería la mano de Dios) que escribió en la pared del palacio las palabras: Mene, mene, tequel, uparsin.

Daniel interpreta la escritura en la pared, que era uno de los antiguos sirvientes del rey, diciendo que las palabras se referían a la decisión de Dios de poner fin al reinado actual de Babilonia, por romper y abusar del poder. De acuerdo a la biblia, después de este evento, la ciudad de Babilonia quedó invadida, al rey Baltasar lo asesinaron esa noche y Darío El Medo quedó en el poder.

Cuándo se escribe la Biblia, este modismo se empezó a extender por el mundo y, durante décadas, las letras de Daniel se han ido adaptando a diferentes ámbitos lingüísticos. Sin embargo, es una expresión poco conocida para los hispanohablantes.

Significado de Baltasar

Baltasar es un nombre teofórico, que es un nombre propio de una divinidad, y también puede encontrarse como Belsasar, que es una variación común. Este nombre connota religión y también se traduce a “Bel protege al Rey”.

Versículo bíblico que originó esta expresión

A continuación, te dejamos el capítulo completo y textual de la Biblia escrita del capítulo 5 de Daniel y la escritura en la pared:

5 El rey Baltasar hizo un gran banquete a mil de sus príncipes, y en presencia de los mil bebía vino.

Baltasar, con el gusto del vino, mandó que trajesen los vasos de oro y de plata que Nabucodonosor su padre había traído del templo de Jerusalén, para que bebiesen en ellos el rey y sus grandes, sus mujeres y sus concubinas.

Entonces fueron traídos los vasos de oro que habían traído del templo de la casa de Dios que estaba en Jerusalén, y bebieron en ellos el rey y sus príncipes, sus mujeres y sus concubinas.

Bebieron vino, y alabaron a los dioses de oro y de plata, de bronce, de hierro, de madera y de piedra.

En aquella misma hora aparecieron los dedos de una mano de hombre, que escribía delante del candelero sobre lo encalado de la pared del palacio real, y el rey veía la mano que escribía.

Entonces el rey palideció, y sus pensamientos lo turbaron, y se debilitaron sus lomos, y sus rodillas daban la una contra la otra.

El rey gritó en alta voz que hiciesen venir magos, caldeos y adivinos; y dijo el rey a los sabios de Babilonia: Cualquiera que lea esta escritura y me muestre su interpretación, será vestido de púrpura, y un collar de oro llevará en su cuello, y será el tercer señor en el reino.

Entonces fueron introducidos todos los sabios del rey, pero no pudieron leer la escritura ni mostrar al rey su interpretación.

Entonces el rey Baltasar se turbó sobremanera, y palideció, y sus príncipes estaban perplejos.

10 La reina, por las palabras del rey y de sus príncipes, entró a la sala del banquete, y dijo: Rey, vive para siempre; no te turben tus pensamientos, ni palidezca tu rostro.

11 En tu reino hay un hombre en el cual mora el espíritu de los dioses santos, y en los días de tu padre se halló en él luz e inteligencia y sabiduría, como sabiduría de los dioses; al que el rey Nabucodonosor tu padre, oh rey, constituyó jefe sobre todos los magos, astrólogos, caldeos y adivinos,

12 por cuanto fue hallado en él mayor espíritu y ciencia y entendimiento, para interpretar sueños y descifrar enigmas y resolver dudas; esto es, en Daniel, al cual el rey puso por nombre Baltasar. Llámese, pues, ahora a Daniel, y él te dará la interpretación.

13 Entonces Daniel fue traído delante del rey. Y dijo el rey a Daniel: ¿Eres tú aquel Daniel de los hijos de la cautividad de Judá, que mi padre trajo de Judea?

14 Yo he oído de ti que el espíritu de los dioses santos está en ti, y que en ti se halló luz, entendimiento y mayor sabiduría.

15 Y ahora fueron traídos delante de mí sabios y astrólogos para que leyesen esta escritura y me diesen su interpretación; pero no han podido mostrarme la interpretación del asunto.

16 Yo, pues, he oído de ti que puedes dar interpretaciones y resolver dificultades. Si ahora puedes leer esta escritura y darme su interpretación, serás vestido de púrpura, y un collar de oro llevarás en tu cuello, y serás el tercer señor en el reino.

17 Entonces Daniel respondió y dijo delante del rey: Tus dones sean para ti, y da tus recompensas a otros. Leeré la escritura al rey, y le daré la interpretación.

18 El Altísimo Dios, oh rey, dio a Nabucodonosor tu padre el reino y la grandeza, la gloria y la majestad.

19 Y por la grandeza que le dio, todos los pueblos, naciones y lenguas temblaban y temían delante de él. A quien quería mataba, y a quien quería daba vida; engrandecía a quien quería, y a quien quería humillaba.

20 Mas cuando su corazón se ensoberbeció, y su espíritu se endureció en su orgullo, fue depuesto del trono de su reino, y despojado de su gloria.

21 Y fue echado de entre los hijos de los hombres, y su mente se hizo semejante a la de las bestias, y con los asnos monteses fue su morada. Hierba le hicieron comer como a buey, y su cuerpo fue mojado con el rocío del cielo, hasta que reconoció que el Altísimo Dios tiene dominio sobre el reino de los hombres, y que pone sobre él al que le place.

22 Y tú, su hijo Baltasar, no has humillado tu corazón, sabiendo todo esto;

23 sino que contra el Señor del cielo te has ensoberbecido, e hiciste traer delante de ti los vasos de su casa, y tú y tus grandes, tus mujeres y tus concubinas, bebisteis vino en ellos; además de esto, diste alabanza a dioses de plata y oro, de bronce, de hierro, de madera y de piedra, que ni ven, ni oyen, ni saben; y al Dios en cuya mano está tu vida, y cuyos son todos tus caminos, nunca honraste.

24 Entonces de su presencia fue enviada la mano que trazó esta escritura.

25 Y la escritura que trazó es: MENE, MENE, TEKEL, UPARSIN.

26 Esta es la interpretación del asunto: MENE: Contó Dios tu reino, y le ha puesto fin.

27 TEKEL: Pesado has sido en balanza, y fuiste hallado falto.

28 PERES: Tu reino ha sido roto, y dado a los medos y a los persas.

29 Entonces mandó Baltasar vestir a Daniel de púrpura, y poner en su cuello un collar de oro, y proclamar que él era el tercer señor del reino.

30 La misma noche fue muerto Baltasar rey de los caldeos.

31 Y Darío de Media tomó el reino, siendo de sesenta y dos años.

Escritura en la pared según Daniel

Quién escribió la Biblia, indica en el libro de la escritura en la pared, que Daniel detalla que son tres las palabras presentes en la pared, y que traduce cada una, explicando que juntas tienen un mensaje para el rey de Babilonia. Esas palabras eran:

  • MENE: «Ha contado Dios tu reino y le ha puesto fin».
  • TEQUEL: «Has sido pesado en la balanza y hallado falto de peso».
  • UPARSIN: «Ha sido roto tu reino y dado a los medos y persas».

Significados que ha adquirido la expresión a lo largo de la historia

Escritura en la pared ha sido tomada por personajes importantes a lo largo de la historia para referirse a diversas premoniciones o eventos inminentes de la humanidad y el planeta.

Uno de los diferentes ejemplos que se pueden mencionar en el de Winston Churchill en su libro de Primera Guerra Mundial, “La Crisis Mundial”, hizo mención de la frase de la escritura de la Biblia, en una cita que quedaría para la eternidad: “Hubo un momento en que las curvas de hundimientos y de entradas en servicio que revelan nuestros gráficos parecieron un Mane, tecel, fares escrito en la pared”.

Cuando el sir Churchill escribió esta cita, lo hizo para destacar lo vulnerable que estaba Gran Bretaña ante la guerra submarina que inició el imperio alemán.

Expresiones semejantes en lengua hispana

Desde el evento que anunció la caída de Babilonia, en los diferentes países de habla hispana, se han adaptado frases que pronostican un mal tiempo o catástrofe. Entre algunas de las adaptaciones que podemos mencionarte se encuentran:

Guerra avisada no mata soldado y si lo mata es por descuidado

Se desconoce el origen exacto de esta frase, pero es muy frecuente escucharla en los países latinos, para hacer recordatorio que, al estar preparado, nada caerá por sorpresa. Según el país en el que se aplique, la frase puede ser: “En guerra avisada no muere soldado”, “Guerra avisada no mata moros” o “Guerra avisada no mata gente”.

El que la hace la paga

Este refrán, también está de boca en boca entre los latinoamericanos. Es muy común escucharlo en discusiones o personas que tienen desacuerdos. Y significa que, en algún momento, las personas que realicen cualquier acto con maldad o con malas intenciones debe responder y dar la cara por lo que hizo.

A lo hecho pecho

Este refrán también involucra situaciones que son irremediables. Se utiliza cuando las personas ya han cometido algún acto que afecta de diferentes formas a otras y los resultados no suelen ser positivos. Los latinos suelen utilizarlo cuando cometieron un error y ya solo les queda observar las consecuencias.

Cada oveja con su pareja

Una frase que se aplica, generalmente, a las parejas. Hace referencia a que las personas deben estar junto a sus iguales, en gustos, nivel socioeconómico, entre otros.

Influencia de la escritura en la mano en diferentes obras

Si eres religioso y conoces la historia de Daniel, quizás te has preguntado por qué ha hecho Dios que una mano escriba en la pared y, no eres el único. Para expresar los diversos mensajes que artistas han relacionado con este pasaje, han creado obras para plasmar catástrofe que vive la humanidad.

Decidimos mencionarte algunas obras, pinturas y canciones que han sido creadas usando como referencia este pasaje bíblico. El significado bíblico de Daniel ha tomado más importancia con este pasaje. Este nombre significa ‘Justicia de Dios’, porque estuvo presente en un momento de cambio y transformación para la humanidad.

En la música

Iron Maiden es una banda británica de heavy metal que lanzó la canción «The Writing On The Wall», basada en las historias bíblicas del banquete de Baltasar.

Se trató de una canción que causó mucha controversia, ya que a través del vídeo la agrupación quería transmitir una reflexión de la escritura en la pared, mostrando la contaminación y la falta de agua que hay en el mundo, mientras los entes gubernamentales disfrutan de banquetes. Durante el transcurso del vídeo, aparece una figura encapuchada que evoca a los motoristas del apocalipsis y llega un vampiro que se alimenta de las almas jóvenes.

En el arte

El cuadro de “El Festín de Baltasar” se pintó en 1635 por Rembrandt, y es una obra que detalla uno de los episodios del libro de Daniel. La pintura se puede apreciar en el National Gallery de Londres. Rembrandt plasmó en la pintura al rey Baltasar junto a un grupo de hombres, que disfrutan de un banquete y de repente aparece una mano que escribe un mensaje en la pared.

La obra muestra los rostros de asombro de los hombres y las palabras que pronosticaban la caída de la ciudad de Babilonia.

Escritura-En-La-Pared-Pintura
El Festín de Baltasar, óleo sobre lienzo (Rembrandt, Public domain, via Wikimedia Commons / Recorte, mejora de tono y resolución de la original).

Existen más de un estudio bíblico de la escritura en la pared porque, Escritura en la pared debe ser leída más de una vez para poder comprenderla correctamente, porque a simple vista, se puede suponer que Dios se enoja con el rey Baltasar por dar un banquete y actuar de mala fe hacia al reino y al pueblo. Pero al analizar correctamente la mano en la pared descubrimos que el rey era insolente e ignorante ante las peticiones de Dios, el reino y el pueblo.

Puntúa este contenido

Puntuación: 5 / 5. Votos: 1

Referencias:

  • Carol Ann Newsom, Breed, B. W., & Newsom, C. A. (2014). Daniel. Van Haren Publishing.
  • Collins, J. J., & Flint, P. W. (2001). The Book of Daniel. Brill.
  • Collins, J. J., Flint, P. W., & VanEpps, C. (2002). The Book of Daniel. Macmillan Publishers.
  • Collins, J. J., Knierim, R. P., & Tucker, G. M. (1984). Daniel, with an Introduction to Apocalyptic Literature: 0020. William B. Eerdmans Publishing Company.

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre