Roban las joyas del museo delante del equipo de seguridad

5
(2)

En las primeras horas de este lunes, dos ladrones entraron al Museo de la Bóveda Verde de Dresde a través de una ventana con rejas. Las cámaras de seguridad filmaron a la pareja al entrando, según confirmó la policía más tarde. 

Los ladrones cortaron la electricidad del alumbrado público local dañando una caja de suministros cercana antes de entrar en el museo. Sin embargo, aunque la policía ha reconocido que se fue la luz en el vecindario alrededor de las 5 a.m., hora local, debido a un incendio en la caja de suministros, no se ha confirmado que esto esté definitivamente relacionado con el robo.

Una vez dentro, los ladrones ignoraron los artículos más grandes y se centraron en las impresionantes e inmensamente valiosas piedras preciosas de la colección, reventando las vitrinas para sustraer una serie de joyas históricas y escapando rápidamente por la misma ventana por la que entraron.

El equipo de seguridad estaba en el edificio

El servicio de seguridad se encontraba en el edificio durante el robo, según Marion Ackermann, directora general de las Colecciones de Arte Estatales de Dresde. Fueron ellos quienes registraron el robo y dieron el aviso.

El equipo de seguridad estaba en el edificio
Cordón policial frente al museo donde se investiga el robo. (AFP)

La policía dijo que la alarma sonó a las 4.59 a.m., hora local, y que los oficiales llegaron a la escena cinco minutos después. A pesar de la rápida reacción, la respuesta llegó demasiado tarde: los ladrones ya habían huido junto con, al menos, tres juegos de joyas de valor “incalculable”, incluidos diamantes y rubíes. 

A los pocos minutos de llegar al museo, la policía encontró señales de que los perpetradores utilizaron un vehículo para escapar. Un coche quemado que se encontró a pocos kilómetros de la escena puede ser el vehículo en cuestión, dijo el jefe de policía a los medios locales, pero esto aún no se ha confirmado.

La ‘Bóveda Verde’ de Augusto II

Los ladrones se centraron en una colección de joyas y gemas elaboradas en el siglo XVIII y conocidas como la ‘Bóveda Verde’ y ubicadas en el Gran Palacio de Dresde. 

Las piezas fueron recolectadas por el gobernante de Sajonia, Augusto II ‘el fuerte’, quien se propuso crear una elaborada colección de piedras preciosas, antigüedades, piezas de orfebrería, estatuas y obras de arte, convirtiéndola en una de las más importantes del mundo

Joyas robadas - Diamante verde de Desdre
Diamante verde de Desdre (AFP)

El valor de los artículos robados podría superar los mil millones de euros. Una de las piezas más icónicas y preciadas de la colección, el ‘Diamante verde’ de 41 quilates de Dresde, está actualmente prestado al Museo Metropolitano de Arte de Nueva York formando parte de la exposición Making Marvels: Science and Splendor at the Courts of Europe, escapando así del fatal destino de las otras piezas sustraídas en el atraco. 

¿Qué pasará con las joyas? 

En Dresde, el personal superior del museo señaló que obviamente sería imposible vender en el mercado artículos tan únicos e identificables como los robados de la Bóveda Verde. Sin embargo, remarcaron que sería «terrible» si los ladrones se sienten tentados a romper las piezas dada su importancia histórica y cultural. 

«Estamos hablando de objetos de incalculable valor cultural», dijo a los periodistas Dirk Syndram, director del museo.

Basándonos en otros robos importantes de la historia, como el de la enorme moneda de oro de 100 kg y 24 quilates del Museo Bode de Berlín en 2017, lamentablemente, es muy probable que las piezas del botín sean divididas, talladas y modificadas rápidamente para facilitar su transporte y venta. 

Puntúa este contenido

Puntuación: 5 / 5. Votos: 2

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre