Los pequeños agricultores se unen para el cultivo ecológico de la palma

4
(6)

A través del cultivo ecológico de la palma, los pequeños agricultores podrán eliminar los problemas que la mala reputación ha dado a la industria.

Son las parcelas más pequeñas las que pueden tener mayor impacto en el futuro del comercio del aceite de palma, el más consumido y controvertido del mundo.

El potencial de los pequeños agricultores (con parcelas de 50 hectáreas o menos) es enorme. Siguiendo algunos principios ecológicos podrán evitar los problemas que la mala reputación ha dado a la industria.

Según ha informado Eco-Business, Pornsiri Raknukul es una de las 160.000 pequeñas explotadoras de aceite de palma que administran granjas sostenibles, certificadas por la asociación de la industria Mesa Redonda sobre Aceite de Palma Sostenible (RSPO).

Raknukul dirige una granja de 16 hectáreas en la provincia de Krabi, en el sur de Tailandia, y se ha comprometido con la agricultura según los principios establecidos por la RSPO, como la quema de bosques para expandir las plantaciones, por ejemplo.

Estos principios y conocimientos han ayudado a Pornsiri a aumentar significativamente la productividad de sus parcelas. Ya hace algún tiempo que decidió dejar su trabajo como gerente de un banco y trabajar en la granja a tiempo completo, para poder administrar las parcelas ella misma.

Comienza su rutina diaria preparando el desayuno para su familia, envía a sus hijos a la escuela y luego conduce su camioneta hasta las parcelas de palma, a dos kilómetros de distancia.

Desde las 9 de la mañana hasta las 4 de la tarde, no solo administra sus parcelas de palma aceitera, sino que también desmaleza, fertiliza y cosecha los racimos de fruta fresca.

Pornsiri se unió al Grupo de Trabajo de Pequeños Propietarios de la RSPO hace 5 años y su enfoque de la agricultura ha cambiado por completo. La certificación de la RSPO es muy cara para la mayoría de los pequeños agricultores; sin embargo, la RSPO ayuda a los pequeños agricultores con fondos para la certificación, el acceso a mejores semillas, fertilizantes y transmitiendo conocimientos (know-how).

Prácticas de cultivo ecológico

Con la aplicación de prácticas sostenibles, como la utilización del fertilizante correcto, en las cantidades idóneas, en los momentos adecuados y la reducción del uso de herbicidas para controlar la maleza, el rendimiento de las parcelas de palma aceitera de Pornsiri ha aumentado de 12 toneladas anuales por hectárea a 31,25 toneladas. También explica que mantenerse al día con los estándares de la RSPO, que se revisan cada cinco años, es lo más difícil del cultivo ecológico de aceite de palma.

El precio máximo del aceite de palma sostenible es un reto que se debe enfrentar, señala Pornsiri. El aceite de palma certificado, que representa cerca del 19% del mercado mundial, cuesta aproximadamente el doble que el de variedad regular, por lo que es más difícil encontrar clientes. No obstante, trata de no preocuparse por eso.

La emprendedora piensa que si consigue administrar bien sus plantaciones serán su base a largo plazo. En este momento está enseñando a su hijo cómo administrar una plantación de aceite de palma de forma sostenible, por lo que su legado continuará.

Puntúa este contenido

Puntuación: 4 / 5. Votos: 6

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre