8 historiadores narran el pasado esclavista de Cataluña

5
(1)

El tema de la esclavitud y el tráfico de personas, que se desarrolló en el mundo durante siglos, no es la mejor carta de presentación para un país, una ciudad o una región.

Este tipo de debates se mantienen como tabú en ciertas regiones de España, donde solo se habla del tema dentro de las universidades u otros espacios académicos.

Con la publicación del libro Negreros y esclavos, ocho historiadores se sumergen en estas aguas turbulentas que se vivieron en Barcelona y en los municipios aledaños desde el siglo XVI hasta el siglo XIX.

Hace unos 218 años era publicado un aviso en el Diario de Barcelona, en el que se invitaba a las personas interesadas en “comprar una negra” a que se dirigieran a las oficinas del diario para conocer los detalles de la “transacción”.

Etapa oscura de la humanidad

La investigación es un estudio en profundidad sobre diferentes episodios que se desarrollaron en esta etapa oscura de la humanidad, en la que se sacaba partido de otros seres humanos simplemente por tener un color de piel distinto.

El estudio refiere que, aunque siempre se consideró a Cádiz como el puerto de negros más grande de España, Barcelona también fue la sede de un partido negrero.

El texto bibliográfico se publica con la intención de aclarar episodios del pasado, y no con ánimo de generar polémica o malos entendidos sobre los conocedores de la historia española de la época.

Cuba

Un aspecto que también incluye la publicación es lo que se denomina “las revueltas abolicionistas de Cuba”. Los investigadores afirman en el texto que Barcelona se convirtió en la última trinchera en la que fue defendida la permanencia de la esclavitud en Cuba.

Por lo tanto, el libro se pasea por episodios colmados de dificultades que tuvieron lugar durante esos siglos, en los que mandaba la moneda y los intereses de quienes atesoraban el poder.





Puntúa este contenido

Puntuación: 5 / 5. Votos: 1

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre