Los jóvenes españoles prefieren alquilar viviendas antes que comprarlas

3
(5)

El 24% de la población española se encuentra por debajo de los 35 años, es decir, que nació después de 1980. A los nacidos entre ese año y el 2000 se les ha dado en llamar “Millenials”, haciendo referencia al hecho de que se han hecho adultos junto a la llegada del nuevo milenio.

Aunque no son mayoría, se trata de un sector muy importante para la economía ya que movilizan una gran cantidad de servicios, especialmente en el área de telecomunicaciones, y son quienes generalmente requieren nuevas viviendas.

Los millenials, sin embargo, han decantado por alquilar en vez de comprar nuevas viviendas, lo cual se suma a una serie de características de este grupo que suele desconcertar a quienes nacieron antes.

El 68% de los 11 millones de españoles nacidos después de 1980 plantea que no prefiere pagar un alquiler y apenas el 16% tiene expectativas de comprar. Los datos provienen de un estudio realizado por la consultora CBRE España, en la que se consultó a 13 mil jóvenes de 22 a 29 años, en 12 países.

Ingresos limitados y mucha movilidad

Los millenials son un grupo acostumbrado a la vida digital, en muchos casos al trabajo online (lo cual permite realizarlo desde cualquier lugar) y sueldos bajos, con lo que es lógico que no se planteen la adquisición de un crédito hipotecario porque, además, muchos de ellos no tienen relación alguna con la banca comercial.

Mientras en España apenas el 16% piensa en comprar casa, en el resto de los países incluidos en el estudio el dato oscila entre 34 y 45%. Al parecer el principal problema con que topan los jóvenes españoles es la dificultad para reunir los requisitos de la banca para optar a hipotecas, que es el 20% del precio de una vivienda.

La mayoría de estos jóvenes gana menos de 1.000 euros al mes y sólo la tercera parte de ellos tiene trabajo a tiempo completo. Ocho de cada diez millenials encuentra que los salarios son completamente incompatibles con el precio de las viviendas.

Por otra parte, los pocos que se plantean comprar vivienda en corto plazo sencillamente desconocen los requisitos bancarios y realizan sus búsquedas por la vía digital, de modo que jamás han pisado una agencia inmobiliaria. Esto ha obligado las mismas a replantearse el modo de llegar a estos jóvenes, lo mismo que a las constructoras y los bancos. La tendencia le está moviendo el piso a todo el sector.





Puntúa este contenido

Puntuación: 3 / 5. Votos: 5

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre