miércoles, 10 agosto 2022 |

Actualizado a las

22:18

h CEST

34.7 C
Madrid

Consejos para mantener tu piel hidratada durante el verano

Puntuación media: 0 | Votos: 0

Con las altas temperaturas y el sol tan radiante de verano, es normal que nuestra piel pierda hidratación, algo que se dice fácil, pero que puede traer graves consecuencias que van desde la aparición de manchas y finas líneas de expresión, hasta poca luminosidad, aparición de arrugas profundas, falta de elasticidad y tirantez.

Para evitar que esto te suceda y para que puedas disfrutar de una temporada estival segura, te invitamos a que no te pierdas unos sencillos consejos que te ayudarán a mantener tu piel hermosa e hidratada durante el verano.

Usa una buena crema hidratante

Una buena crema hidratante no solo es aquella capaz de aportar agua y humedad a la piel, sino que también debe evitar que esta se evapore y proporcionar nutrición superior a la epidermis, es por eso que durante los días de verano, cuando la piel exige de cuidados especiales, debes asegurarte de usar la mejor crema para mantenerla sana e hidratada.

En este sentido, de acuerdo con una fuente consultada de la Farmacia Amparo Burgos, las mejores cremas hidratantes para las temporadas de calor son aquellas que entre sus ingredientes contienen compuestos oclusivos que impiden la pérdida de agua, como por ejemplo: lanolina, aceite de karité, vaselina o aceite de almendras. De igual modo, incluyen emolientes, aminoácidos, antioxidantes y vitaminas, para darle a la piel una nutrición completa.

Aplica protector solar

Los dermatólogos y especialistas en piel aconsejan el uso de protector solar durante todo el año, incluso en los días nublados, lo que quiere decir que en los calurosos días de verano la protección debe incrementarse.

Es así, que los expertos recomiendan aplicar una cantidad justa de protector o bloqueador con un factor de protección lo más alto posible y aun así, hacer retoques cada 2 o 3 horas. Esta práctica no solo protege la piel de los dañinos rayos UVA y UVB, sino que también impide que la tez se deshidrate.

Toma suficiente agua

Una de las mejores maneras de evitar tanto la deshidratación de la piel, como la del cuerpo en general es mediante la ingesta de abundante agua y líquidos (zumos de frutas). De hecho, durante esta temporada tan calurosa, tendrás que tomar entre 1.5 y 2 litros de agua al día (aun cuando no tengas sed), si no quieres que las altas temperaturas y la radiación solar te pasen factura.

Otra buena idea para hidratar tu piel es comiendo frutas y verduras con gran porcentaje de agua. Esta práctica además de mantener tu epidermis hidratada, también permite aprovechar los nutrientes propios de dichos alimentos.

Intensifica la rutina de limpieza de piel

Durante las vacaciones de verano pasamos muchas horas al aire libre expuestos al sol y a agentes contaminantes que pueden deshidratar la piel, por lo tanto, tendrás que intensificar tu rutina de limpieza para evitar que esto suceda.

Como ya hemos mencionado, debes incluir una buena crema hidratante y otros productos específicos que impidan la pérdida de agua, entre ellos: exfoliantes, lociones y mascarillas. Finalizado el verano, debes hacer una visita obligada a tu centro de estética de confianza para hacer una limpieza profunda y una hidratación intensa.

Todos estos consejos son aplicables tanto para la piel del rostro, como para la piel de todo el cuerpo.

DEJA UNA RESPUESTA

Deja tu comentario
Escribe tu nombre