Amuletos de la suerte y supersticiones alrededor del mundo

0
(0)

Las culturas y los pueblos alrededor del mundo han desarrollado sistemas de creencias muy diversos. En lo que respecta a las supersticiones, cada una tiene símbolos o amuletos completamente distintos para atraer la buena suerte. Algunos hasta tienen supersticiones para evitar la mala suerte. A continuación, te presentamos algunas de las más conocidas a nivel mundial.

Amuletos de protección

Muchas culturas tienen amuletos de protección. Muchas personas llevan colgantes o pulseras para atraer la buena suerte. Otras, fanáticas de los juegos de bingo, usan amuletos como el talismán tailandés Ergefong o “el pez de la suerte” para lograr éxito en el azar. Y hasta hay quien coloca algún elemento cerca de la puerta para ahuyentar las malas energías que vienen del exterior. En Grecia, por ejemplo, las casas suelen tener un cactus en la entrada, porque se cree que las protege del mal.

El trébol de cuatro hojas

Según esta creencia, si encuentras un trébol de cuatro hojas tendrás buena suerte. Pero, ¿cuál es la razón?

Para los druidas de las Islas Británicas el trébol era un símbolo sagrado, ya que se creía que esta planta tenía poderes sobrenaturales. Además, también representaba el equilibrio de los cuatro elementos de la naturaleza: agua, tierra, aire y fuego.  Hoy en día, la idea de la buena suerte del trébol de cuatro hojas está extendida por todo el mundo. Lo curioso es que, para los celtas, el trébol de tres hojas también tenía poderes mágicos. El shamrock habría sido utilizado por el misionero católico San Patricio para representar la Trinidad Divina. Hoy se ha convertido en uno de los símbolos de Irlanda.

El hilo rojo del destino

Esta creencia es realmente popular en China y Japón. Según el mito, los dioses colocaron un cordón rojo alrededor del tobillo o en el dedo meñique de aquellos que deben conocerse o brindarse ayuda mutua en un momento concreto.

La leyenda china atribuye esta acción a Yuèlǎo (月老), el dios lunar, encargado de los matrimonios. Así, las personas están destinadas a conocer a su alma gemela, independientemente del momento, lugar o circunstancia. El cordón mágico se puede enredar, pero nunca cortarse. Es por ello que muchas personas alrededor del mundo usan una pulsera con un hilo rojo para protegerse del mal y atraer a sus almas gemelas.

Nunca pasar la sal de mano en mano

La sal ha sido objeto de numerosas supersticiones a lo largo de la historia de la humanidad. Además, muchas religiones la han utilizado en sus ceremonias.

La superstición de no pasar la sal de mano en mano tiene su origen en la Antigua Roma, y seguidamente fue difundida por la religión judía. En aquel entonces la sal era muy importante. Se utilizaba como condimento, para rituales religiosos y sociales, y también tenía un importante uso médico. Al ser un artículo tan valioso, comenzó a utilizarse como sustituto de la moneda corriente. Para evitar conflictos, se instaba a los comerciantes a «apoyar la sal», y así cada uno era responsable por su acción. Hoy en día, es una superstición difundida en Europa y muy extendida en Latinoamérica.

La tetrafobia

La tetrafobia es una superstición muy común en el este asiático, especialmente en China, Vietnam, Corea, Japón y Taiwán.  El número cuatro se considera mala suerte, ya que el sonido es muy parecido a la palabra «si» que significa «muerte». Por eso, es posible encontrar edificios que van del piso 3 al piso 5, salteando el 4. El número 14 también trae mala suerte porque en cantones suena como “sap sei”, que significa “deber/ir a morir”.

Por otro lado, el número 7 también es considerado de mal augurio. Esto se debe a que corresponde al séptimo mes del año, julio, el “mes del fantasma”. Se cree que, durante este periodo, se abren las puertas del infierno y los fantasmas bajan al mundo humano para alimentarse.

Algunos psicólogos creen que cuando las personas se enfrentan a situaciones inciertas, pueden oscilar entre dos extremos: la ilusión de control o la sensación de indefensión. Por esa razón, la posición subjetiva de las personas varía, y muchos utilizan las supersticiones como una estrategia para afrontar las dificultades que se presentan en la vida o para darse aliento y lograr una buena disposición frente a los avatares del azar.

Puntúa este contenido

Puntuación: 0 / 5. Votos: 0

Julia Cotino
Diplomada en Literatura Hispánica y Máster en Literatura Creativa por la Universidad Autónoma de Barcelona. Apasionada de los libros en papel y del color rosa. Escribo para diversos medios online y blogs especializados.

Contenido recomendado

Lo último

Otros están viendo…

Dejar respuesta

Deja tu comentario
Escribe tu nombre